Víctor Camarasa Jugador del Real Betis

"Volver a 'Mendi' siempre es espectacular; considero que es mi casa y me siento muy afortunado por haber disfrutado de esa afición"

Pese a que su etapa como albiazul ya finalizó hace tiempo, el centrocampista valenciano sigue guardando un gran recuerdo del Alavés y de Mendizorroza, a donde regresará el próximo lunes

16.10.2021 | 00:49
"No te puedes fiar del Alavés porque, como ya demostró ante el Atlético, es un rival que castiga la relajación "

La temporada 2016-17 dejó muchos momentos para el recuerdo. Entre ellos, cualquier alavesista puede destacar el zapatazo de Manu García al Atlético de Madrid en el partido de regreso a Primera, la machada heroica en el Camp Nou o el gol de Edgar al Celta en Mendizorroza. Este último, permitió que el Glorioso se clasificara para la primera final de Copa de su historia, a la que acudieron más de 20.000 albiazules que, pese al resultado adverso, no pararon de animar, y allí, en el Vicente Calderón, estuvo un futbolista que visitará de nuevo el feudo del Paseo de Cervantes este lunes.

Su nombre es Víctor Camarasa, tiene 27 años y, al contrario que muchos de los cedidos que han pasado por el conjunto gasteiztarra, volvió a la capital vasca para vivir una segunda etapa como babazorro en el curso 2019-20. Desde entonces, su situación futbolística ha cambiado mucho. Tanto, que una grave lesión de rodilla le apartó de los terrenos de juego la campaña pasada y ahora, ya recuperado, su objetivo no es otro que disfrutar otra vez con el balón en los pies.

¿Cómo ha sido volver a pisar el césped después de tanto tiempo de baja?

–Muy especial, sin duda. Sobre todo en pretemporada. Aún tengo en la cabeza lo que sentí en los primeros entrenamientos y creo que las sensaciones en general son positivas. Lo que me fastidió un poco fue la pequeña lesión que tuve en el isquio en uno de los últimos amistosos del verano, pero está superada.

¿Qué pasa por la cabeza de un futbolista durante una recuperación tan larga?

–Innumerables cosas. Sinceramente, mi estado de ánimo ha sido una montaña rusa; buenos y malos momentos constantemente. Por suerte, he tenido gente a mi lado apoyando y, de esta manera, todo es más fácil. Ahora bien, no podemos olvidar que somos unos afortunados y que hay situaciones mucho más duras en esta vida.

¿Mantiene el respeto a ciertos lances por el temor a una posible recaída?

–No te voy a engañar, al principio sí. Los primeros días vas con muchísima cautela porque piensas más de lo que deberías y tienes miedo. Me ha pasado a mí y a muchos de mis compañeros. Sin embargo, es una fase más de la recuperación y, con tiempo y mucho balón, se acaba superando.

¿Qué le ha parecido el arranque liguero del Real Betis?

–Creo que dejamos escapar varios puntos en las primeras jornadas, sobre todo en los choques frente al Cádiz y el Espanyol. No obstante, considero que, salvo contra el Villarreal, hemos jugado bien tanto en LaLiga como en la Europa League. Lo importante es que vamos de menos a más y que la plantilla está comprometida.

¿Qué fortalezas destacaría del conjunto andaluz?

–Lo fundamental es que estamos muy unidos y remamos en el mismo sentido. Además, todos queremos jugar y, cuando tenemos la oportunidad, lo hacemos bien. Algo indispensable para un equipo obligado a hacer muchas rotaciones debido al alto número de compromisos.

¿Cómo ve el enfrentamiento de este lunes ante el Alavés?

–Vamos con muchas ganas a Vitoria. En especial, después del parón de selecciones. Aunque un descanso nunca viene mal, lo que nos gusta realmente es jugar cada fin de semana, ofrecer nuestra mejor versión e intentar ganar. Nos falta, eso sí, recuperar a varios internacionales más.

Esta va a ser la primera jornada en la que los aficionados van a poder acceder a los estadios de LaLiga sin restricciones de aforo y ha dado la casualidad de que va a visitar Mendizorroza. Una ocasión especial, ¿verdad?

–Por supuesto, volver a Mendi siempre es espectacular. Considero que es mi casa y me siento muy afortunado de haber podido disfrutar de esa afición en dos ocasiones. Además, es un club que hace las cosas bien en todos los sentidos.

¿Qué le ha parecido el inicio del Glorioso?

–No empezó bien, pero ahora está dando un puntito más. Es un rival ante el que no te puedes confiar porque te puede sorprender como ya le hizo al Atlético hace dos jornadas. Va a ser un partido muy duro y exigente y, por ello, lo vamos a dar todo. Ahora bien, una vez finalizado el choque, le deseo todo lo mejor al Alavés y espero, de verdad, que consiga la permanencia.¿Hay algún futbolista albiazul que le preocupe en particular?

–Mi amigo Luis Rioja, pero no me fío de ninguno. Menos aún de los que aún mantienen contacto conmigo (ríe).

¿Qué amistades tiene aún en el conjunto babazorro?

–En mi segunda etapa en Vitoria me mantuve muy cerca de Luis y de Pere, incluso nos fuimos los tres de vacaciones junto a nuestras parejas. Luego, hablé la semana pasada con Víctor Laguardia. Siempre es bonito reencontrarse con gente con la que has compartido tanto.

Habla de Luis Rioja, tremendo subidón ha pegado desde que usted estuvo aquí.

–Está a un nivel espectacular, es muy rápido y peligroso. Ahora bien, es el mismo jugador con el que compartí vestuario en el curso 2019-20. Simplemente, las dinámicas y la mente juegan su papel y esos dos factores no le permitieron desarrollar el potencial que todos estamos viendo ahora.

En unos meses se cumplirán cinco años de la final de Copa, ¿qué recuerdo tiene de aquel día?

–Aquella temporada fue muy especial en su totalidad. Llegué al Alavés y me encontré un auténtico equipazo que, repasándolo ahora, no me sorprende que cumpliera esa hazaña. Es imposible olvidar momentos así.

La imagen de aquel partido fue el tanto de Theo Hernández. Aunque usted empezó en el banquillo, ¿cómo vivió ese gol?

–Una alegría tremenda y los pelos de punta, claro. Reconozco que no fue uno de mis mejores días a nivel mental porque no me esperaba ser suplente después de haber partido de inicio durante toda la campaña, pero, cuando escuché el himno y vi a la afición en las gradas del Vicente Calderón, me olvidé de todo eso. La pena fue que no pudimos recompensar su incondicional apoyo con un triunfo histórico.

"Luis Rioja está a un nivel espectacular, pero no me fío de ningún jugador babazorro"

"Es imposible olvidar una temporada como la 2016-17; éramos un auténtico equipazo"

"No te puedes fiar del Alavés porque, como ya demostró ante el Atlético, es un rival que castiga la relajación "

"Tras una lesión grave, los primeros días vas con mucha cautela, pero el miedo no es eterno"

Víctor Camarasa

Jugador del Real Betis


noticias de noticiasdealava