Hablan algunos exjugadores

Machín, "un técnico con las ideas claras"

Cuatro jugadores a los que ha dirigido Machín cuentan su experiencia con el nuevo técnico albiazul

08.08.2020 | 01:24
"Es un técnico con las ideas claras e intentará imponer su idea, ojalá cuente con jugadores para llevarla a cabo"."Yo no tuve una buena experiencia con él porque no jugué, no es el entrenador más cercano que he tenido". MIGUE. Exjugador del Alavés

Vitoria – La llegada de Pablo Machín a Vitoria-Gasteiz ha generado tanta ilusión como dudas. Muchos aficionados albiazules sueñan con ver un Deportivo Alavés con un estilo de juego similar al que logró desplegar el Girona durante la etapa del técnico soriano allí, un combinado que no se amedrentaba ante ningún rival y buscaba con descaro la portería con un fútbol vistoso y vertical. Sin embargo, sus últimas referencias no son esperanzadoras. En Sevilla empezó bien, pero se fue desinflando y acabó siendo destituido, al igual que en el Espanyol, donde apenas aguantó dos meses en el cargo y el equipo terminó descendiendo. A fin de saber más sobre el técnico, DIARIO DE NOTICIAS DE ÁLAVA ha hablado con algunos de los futbolistas que militaron a sus órdenes y que lo conocen de cerca.

Uno de ellos es Fernando Macedo da Silva, más conocido como Nano, que militó en el Deportivo Alavés en la temporada 2013-14 y que a lo largo de su carrera ha jugado tanto de central como de lateral izquierdo. Nano permaneció en el Numancia tres temporadas, entre 2009 y 2012, y en todas estuvo Machín en el banquillo, los dos primeros cursos como segundo entrenador y la 2011-12 fue su primera aventura como técnico principal.

El futbolista gallego, que fue una pieza clave para Machín, guarda un recuerdo "fantástico" del nuevo técnico del Alavés: "Es verdad que por aquel entonces todavía estaba empezando su carrera, pero la experiencia con él fue muy positiva. Es un hombre cercano, al que le gusta hablar con los jugadores, está siempre pendiente de los miembros de la plantilla". En su opinión, el Alavés "ha acertado de pleno", ya que "es un grandísimo entrenador y ahora tiene mucha más experiencia".

Atención a los detalles Según cuenta Nano, el soriano "es un entrenador muy metódico, que le gusta cuidar cada detalle y trabaja mucho la estrategia". En cuanto a su estilo de juego, intenta buscar el equilibrio entre ataque y defensa: "Aquel Numancia intentaba siempre llevar la iniciativa en el juego, aunque también era capaz de jugar replegado". Por aquel entonces, el 3-5-2 todavía no se había convertido en el sistema por excelencia de Machín, aunque ya empezaba a experimentar con ello. "Es un esquema que siempre le ha gustado, sí que jugamos así ciertos partidos", explica.

De hecho, según Gorka Larrea, compañero suyo en el Numancia, Nano era una pieza muy importante en ese esquema: "Le dejaba todo el carril izquierdo para él solo. Machín le ayudó a recuperar su mejor versión y fue lo que lo catapultó de nuevo a Primera". El exfutbolista y ahora entrenador donostiarra jugó en el Numancia entre 2011 y 2013, con Machín en el banquillo. "Bueno, jugar es mucho decir, digamos que estuve con él. No me ponía mucho", bromea.

Larrea coincide con Nano en que Machín es un entrenador "metódico", que "ha sido asistente con otros entrenadores de los que ha aprendido mucho". El centrocampista destaca que Machín en el Numancia "era un técnico valiente y flexible, capaz de adaptar su estilo de juego a cada rival y cambiarlo según las circunstancias del partido". Sin embargo, no es el entrenador más cercano que ha tenido a lo largo de su carrera: "Mantenía un poco la distancia con los jugadores. Otros técnicos sí que son más amigables y se involucran más en las cenas de equipo, por ejemplo. Era su manera de hacerse respetar y le fue bien".

En cualquier caso, cree que "tiene capacidad de sobra para dirigir el Alavés". Eso sí, serán los resultados los que determinen si el club ha acertado o no. "La clave estará en que encuentre el punto intermedio entre adaptarse a los jugadores con los que cuenta el Alavés y que la plantilla se amolde a sus ideas. Lo que he aprendido como entrenador es que si una de las partes no cede un poco, las cosas no salen bien", asegura Larrea.

Un buen destino para Machín Iván Malón, jugador del Alavés en la temporada 2010-2011, también formó parte del Almería de Machín entre 2011 y 2013. "Tuvimos dos años tranquilos, algo que no suele ser habitual en una categoría tan dura como Segunda. Recuerdo un Machín con mucho carácter, pero al que luego le gustaba estar cerca de los futbolistas, que no se le escapara ningún detalle", cuenta el lateral derecho.

En su opinión, el técnico ha crecido mucho desde su paso por el Almería, donde ya apuntaba maneras: "Buscaba tener un buen balance entre el ataque y la defensa. Le daba importancia a mantener la portería a cero, algo que nos dio muchos puntos. Ahora ha evolucionado y hace un fútbol todavía más vistoso". En la 2012-13 utilizó un esquema con el que está familiarizado el Alavés, por lo que es posible que en Vitoria lo recupere. "Cuando estuvo Nano sí que probó a jugar con tres centrales alguna vez, pero cuando se fue cambió al 4-4-2", comenta Malón.

El valenciano recuerda "con mucho cariño" su estancia en Vitoria y piensa que es un buen destino para Machín: "A veces los entrenadores no se adaptan bien, pero el Alavés es un club cercano que seguro que le facilita mucho el trabajo. Siempre le deseo lo mejor".

EL Machín de Girona Otro exalavesista, Miguel Ángel González, al que los aficionados recordarán como Migue, fue testigo de los primeros pasos de Machín en el Girona en 2014. "No tengo muy buen recuerdo porque no participé lo que me habría gustado desde su llegada y tuve que dejar el club en verano. Sí que guardo mucho cariño a su cuerpo técnico. Son unos grandes profesionales, saben sacar lo mejor de cada futbolista y, si sigue con ellos, seguro que les irá muy bien", comenta el que fuera fornido central del Alavés en la temporada 2014-15.

Desde el primer momento en el que aterrizó en Girona, Machín implantó el esquema 3-5-2 que tan buen resultado le brindó: "Fue fácil adaptarnos porque ya habíamos jugado con 3-4-3, que funciona de una forma similar. Su consigna era clara: que el balón estuviera en el área rival el máximo tiempo posible y a partir de ahí intentar generar ocasiones". Al igual que Larrea, opina que el nuevo dueño del banquillo alavesista no es el entrenador más cercano con el que ha trabajado, pero "tiene su manera de acercarse a los futbolistas".

Para Migue, su éxito dependerá de la plantilla que Machín tenga a su disposición: "Yo creo que es un entrenador con las ideas claras y que intentará implementar su propuesta en el Alavés. Ojalá cuente con los futbolistas adecuados y triunfe, por el bien de la ciudad y el club, a quienes tengo mucho aprecio. Me gustaría hacer una visita pronto". Si Machín se encariña de la capital alavesa tanto como Migue, gran parte del éxito de su nueva aventura está asegurado.

"Tengo un recuerdo fantástico de cuando me entrenó; el Alavés ha acertado de lleno, ahora tiene todavía más experiencia". "Intenta buscar el equilibrio entre ataque y defensa, le gusta llevar la iniciativa, pero no le importa replegarse". Nano. Exjugador del Alavés

"Es un entrenador con mucho carácter, le gustaba estar cerca de los futbolistas y que no se le escapara ningún detalle".
"Creo que Vitoria es un buen destino para él; el Alavés es un club cercano al que guardo cariño y le será fácil adaptarse". 
Iván Malón. Exjugador del Alavés

"La clave estará en que encuentre el punto intermedio entre su idea y las características de los futbolistas".. "En el Numancia ya probó alguna vez el sistema con tres centrales, le dejaba a Nano toda la banda izquierda". Gorka Larrea. Entrenador y exfutbolista

"Es un técnico con las ideas claras e intentará imponer su idea, ojalá cuente con jugadores para llevarla a cabo".
"Yo no tuve una buena experiencia con él porque no jugué, no es el entrenador más cercano que he tenido". 
Migue. Exjugador del Alavés