Madrid entrará en la nueva normalidad de forma progresiva

La Comunidad prepara una “desescalada regional” con la “apertura gradual” de sectores económicos

17.06.2020 | 00:52

madrid – La Comunidad de Madrid no entrará directamente en la nueva normalidad el 21 de junio, día en el que decae el estado de alarma, sino que el Gobierno regional impondrá restricciones para hacerlo de "forma progresiva".

Así lo desgranó el vicepresidente regional, Ignacio Aguado, en declaraciones a los medios, durante una visita a las oficinas de gestión de la tarjeta de transporte público que se reabrió en el Intercambiador de Príncipe Pío.

El vicepresidente sostuvo que llevan "muchos días" trabajando en esta "desescalada regional", en las competencias que deben asumir. Así, desveló que en los próximos días celebrarán un Consejo de Gobierno extraordinario donde aprobarán estas medidas, que tendrán que ver "con la apertura gradual de los sectores económicos de la Comunidad" así como de la escuelas infantiles e instalaciones dependientes de la Consejería de Políticas Sociales.

"No volveremos a la nueva normalidad a partir del domingo sino que iremos progresivamente, de forma escalonada, recuperando la normalidad en el sector de la restauración, hoteles, ocio, espectáculos o entretenimiento. Iremos avanzado gradualmente pero no en bloque, no de una sola vez, sino por etapas, por fases", desveló.

movilidad Respecto a la movilidad, Aguado incidió en que las competencias "vuelven" a las autonomías "excepto las restricciones de movilidad" con lo cual el Estado "sigue siendo el único capaz" de limitarla o restringirla.

"Tiene que ser el Gobierno de España el que dictamine si hay una restricción de movilidad entre la Comunidad de Madrid y otras autonomías. A día de hoy lo que ha dicho es que no habrá restricción de movimiento", manifestó. Según subrayó, el Gobierno regional no tiene "la capacidad ni las competencias" de hacerlo.

La Comunidad de Madrid sigue siendo la más afectada por el covid-19 y ayer acaparó 42 de los 74 nuevos contagios reportados por Sanidad. Según los datos remitidos por las comunidades autónomas al Gobierno y publicados por El País, el 15,31% de las personas que vivían en residencias de servicios sociales de Madrid han muerto desde el pasado 8 de marzo y hasta el pasado 15 de mayo.