'Bridgerton', 'Lupin' y 'Gambito de dama', series de impacto

Las series son actualmente un universo imposible de obviar, y Muchas se convierten en auténticos fenómenos globales, como es el caso de tres de las más exitosas del catálogo reciente de Netflix: 'Bridgerton', 'Lupin' y 'Gambito de dama'

19.02.2021 | 20:43
'Bridgerton', 'Lupin' y 'Gambito de dama', series de impacto

Se trata de tres producciones que han seducido a millones de espectadores en todo el mundo gracias a Netflix, plataforma que tiene bien acostumbrados a sus abonados a sonados pelotazos. Son historias muy distintas, aunque las tres están basadas en relatos literarios, además de apuestas que por diferentes motivos han llegado al corazón de los televidentes. Tanto Bridgerton como la francesa Lupin tienen garantizados nuevos capítulos, que se podrán ver este mismo año. La primera está basada en las novelas de Julia Quinn y cuenta los desvelos de la aristocracia inglesa en tiempos de la Regencia, cuando casar bien a las hijas era una ocupación a tiempo completo para muchas familias adineradas.

Por otro lado, el novelista francés Maurice Leblanc recibió el encargo del editor de Je Sais Tout de escribir un cuento y le mandó uno titulado El arresto de Arsène Lupin, lo que dio origen a las populares aventuras de un interesante ladrón de guante blanco. Gambito de dama, por su parte, se basa en un texto escrito Walter Tevis y se mueve en el complejo mundo de los campeonatos de ajedrez en EEUU en las décadas de los 50 y los 60 del siglo pasado.

'Bridgerton'

Se estrenó el pasado día de Navidad y desde entonces más de cien millones de abonados se han enganchado a una historia adictiva que comienza en 1813 en Londres, cuando Daphne (Phoebe Dynevor), la hija mayor de la poderosa familia Bridgerton, debuta en el competitivo mercado matrimonial de la época de la Regencia (período histórico entre 1811 y 1820, cuando el rey Jorge III fue considerado no apto para gobernar y su hijo Jorge IV fue instalado por la Regencia como príncipe; de hecho, en la serie se pinta a Jorge III como un orate). Con el ánimo de seguir los pasos de sus padres y encontrar el verdadero amor, las perspectivas de la joven parecen inicialmente esperanzadoras.

Pero todo empieza a desmoronarse cuando sale a la luz un diario que cuenta las andanzas y escándalos de la alta sociedad escrito por la misteriosa Lady Whistledown. La entrada en escena del rebelde duque de Hastings (Regé-Jean Page), el soltero más deseado de la temporada (y uno de los hombres más deseados del actual panorama), supone una válvula de escape para ambos, cuando deciden aliarse en una creciente batalla de ingenio para eludir las expectativas sociales sobre su futuro. Intrigas, malos entendidos, anhelos, promesas que cumplir y una encorsetada moral pública harán el resto.

Esta es la sinopsis oficial, pero, ¿dónde están las teclas que han tocado los productores para conseguir el éxito? A simple vista se trata de una historia romántica de época. El excepcional vestuario y la escenificación, con unas maravillosas casas rodeadas de jardines y fachadas llenas de flores, están entre los primeros elementos que atrapan. El punto romántico también es un ingrediente a tener en cuenta, sobre todo si se une a la lujuria sexual y el desarrollo sentimental de sus protagonistas. La adaptación la ha realizado Shonda Rhimes, una maga de la televisión reconocida con todos los premios posibles por Anatomía de Grey. La crítica ha señalado a Bridgerton como un cruce entre Gossip girl y 50 sombras de Grey. Rhimes fue fichada por Netflix para triunfar y lo ha conseguido.

Aún no está claro cuándo comenzarán las grabaciones de la segunda temporada, porque las condiciones impuestas por el coronavirus dificultan muchas escenas de una serie que es francamente física, sobre todo por las muchas escenas de relaciones sexuales. En principio está previsto que se emita antes de acabar el año, y se basará en el segundo libro de Quinn, El vizconde que me amó.

'Lupin'

Es imposible que Maurice Leblanc soñara alguna vez que el personaje que creó en un impulso hace poco más de 115 años se convirtiera en una historia de la que millones de personas hablan en pleno siglo XXI, pero no es esta la primera vez que se rueda y se cuenta la vida de Arsène Lupin, aunque sí la ocasión en la que su historia más ha removido el interés de los espectadores. Detrás de estas tramas sobre un ladrón de guante blanco de sonrisa impenitente hay veinte libros, gestados semana tras semana en una revista francesa en los albores del siglo XX.

La adaptación no es directa, pero sí está basada en la obra que escribió Leblanc, y esta es su sinopsis: en la adolescencia, la vida de Assane Diop dio un giro de 180 grados cuando su padre se suicidó en prisión tras ser acusado de un crimen que no había cometido. Han pasado 25 años y Assane se inspira en la novela Arsène Lupin, caballero ladrón, para vengar ese drama. La serie se estrenó el 8 de enero y ha sido todo un éxito, cuya emisión ha dejado para muchos una sorpresa: la de su protagonista, Omar Sy, un reconocido actor francés de color que en 2012 obtuvo el César (máximo galardón en Francia) por la película Intocable. En estos momentos se ha convertido en uno de los intérpretes europeos con mayor demanda en EE.UU. Tiene 43 años, cinco hijos y una relación sentimental estable que dura más de veinte años.

De Lupin se han emitido los primeros cinco capítulos de la primera temporada, y los otros cinco llegarán en verano. Los responsables de la ficción han tenido que enfrentarse también a las consecuencias de la pandemia y retrasar los planes previstos en un principio. Se espera también que en 2022 se aborde un segundo libro de Leblanc.

'Gambito de dama'

Esta serie está ambientada en 1950 y sigue durante más de una década los pasos de Beth Harmon, una huérfana decidida a convertirse en campeona de ajedrez, juego que aprendió en la institución que le dio acogida de niña. La actriz que da vida a la protagonista es Anya Taylor-Joy, y la trama cuenta cómo durante su estancia en el orfanato la joven Beth es medicada con tranquilizantes. Tras ser acogida por una pareja (con muchas dudas por parte de él, que acaba abandonándola), decide seguir con su pasión por el ajedrez apuntándose a todos los torneos y ganándolos. Se lleva dinero y popularidad, pero empieza surgir un carácter dependiente de las drogas y el alcohol. La serie se basa en el libro del mismo nombre que en 1983 publicó Walter Tevis, quien un año más tarde fallecería, aún joven, de cáncer de pulmón.

Hay muchos rumores sobre la posibilidad de hacer una nueva temporada, aunque la mayoría de los críticos opinan que el final de Gambito de dama es perfecto y que hacer otra tanda de entregas sería estirarla en vano. Netflix aseguró en su día que los siete capítulos grabados eran suficientes, pero el éxito les está haciendo dudar. Lo que parece más factible es que se decidan por otra obra de Tevis y convertirla en serie. Su obra es lo bastante extensa e interesante como para hacerlo.