El parón por el covid-19 hunde la economía española un 5,2%

La Cámara de Comercio y la CEOE prevén que el desplome se agudice en el segundo trimestre

01.05.2020 | 01:28
La calle General Álava, en Gasteiz, vacía. Foto: J.Muñoz

madrid – La lucha contra el coronavirus ha generado un desplome histórico de la economía española del 5,2% en el primer trimestre del año respecto al anterior, después de que el confinamiento de la población y la paralización de la actividad hayan hundido el consumo de los hogares, la inversión y las exportaciones. El golpe duplica el impacto que tuvo el inicio de la pasada crisis en la economía española, que cayó un 2,6% en el primer trimestre de 2009.

El impacto de la crisis del covid-19 ha sido menor en el empleo que en la economía, ya que los puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo solo cayeron un 1,9% en el primer trimestre, si bien las horas de trabajo descendieron un 5%, lo que podría estar influido por el recurso a los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) que mantienen a los trabajadores en suspenso.

El Gobierno español ya contaba con este escenario, como explicó ayer el ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, en tanto que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, indicó que las previsiones de organismos internacionales señalan que la coyuntura mejorará a partir del tercer trimestre.

Parece obvio que si la caída de la economía ha sido histórica en el primer trimestre, en el que el estado de alarma solo ha abarcado quince días, el desplome del PIB será mucho mayor en el segundo trimestre, lo que llevará a una recesión que todavía no se sabe cuánto durará. De acuerdo con los datos adelantados ayer por el INE, el consumo de los hogares (el agregado de demanda con mayor peso en el PIB) cayó un 7,5% trimestral, el mayor desplome de la serie histórica. La inversión bajó un 5,8%, el mayor descenso en casi once años, desde el segundo trimestre de 2009, si bien la inversión empresarial cayó solo un 3,5%, mientras que la destinada a vivienda y edificación lo hizo un 9,6%.

La demanda externa se hundió, con una caída del 8,4% para las exportaciones y un descenso también del 8,4% para las importaciones, en línea con el hundimiento del consumo y la inversión nacional. Si se compara el primer trimestre con el mismo periodo de 2019 la caída fue del 4,1%. En comparación anual se han destruido 102.000 puestos de trabajo a tiempo completo, en tanto que la productividad por puesto de trabajo equivalente bajó un 3,6%.

"recesión nunca vista" La Cámara de Comercio de España prevé por su parte que la economía española experimente en 2020 una "profunda recesión nunca antes vista" por la crisis del coronavirus, con una caída del PIB que sitúa entre el 7% en el mejor de los escenarios y el 11% en el caso de que se demorara la vuelta de la normalidad y se produjera una destrucción intensa del tejido empresarial. En este último escenario, estima que la caída interanual del PIB durante el segundo y tercer trimestre del año podría superar el 15% (en el primer trimestre ha sido del 4,1%).

De acuerdo con sus previsiones, la evolución de la tasa de paro podría alcanzar el 30% de la población activa a lo largo del segundo y tercer trimestre del año en el peor de los escenarios.

Caída de dos dígitos, según la ceoe En un comunicado, la CEOE apuntó que en el primer trimestre la caída de la actividad se concentró en dos semanas, con lo que en el segundo trimestre "la intensidad de la reducción será mayor", ya que las restricciones a la movilidad y a la actividad se prolongarán durante todo el trimestre en mayor o menor grado según los sectores. Por ello cree que la caída de la economía en el conjunto del año "podría aproximarse a los dos dígitos".

A partir del tercer trimestre, una vez que se haya podido superar la situación de alarma, añade la CEOE, "la actividad podría comenzar a mostrar tasas positivas en términos intertrimestrales a partir de los mínimos registrados, aunque todavía seguirá mostrando descensos interanuales".

europa La pandemia de coronavirus ha provocado ya durante el primer trimestre de 2020 caídas históricas del PIB de la Union Europea (UE) y la eurozona, y se ha hecho notar también en los datos de desempleo de marzo, cuando la mayoría de estados miembros comenzó a aplicar medidas de confinamiento. Según una primera estimación publicada por, Eurostat, el PIB de los países del euro cayó un 3,8% en el primer trimestre de 2020 respecto al último de 2019, mientras que el del conjunto del club comunitario retrocedió un 3,5%.

En ambos casos son los desplomes trimestrales más pronunciados desde que Eurostat inició la serie histórica en 1995, precisó ese organismo. En el último trimestre de 2019, el PIB había progresado un 0,1% en la zona euro y un 0,2% en la UE.

En la comparación interanual con los primeros tres meses de 2019, el PIB cayó un 3,3% en la eurozona y un 2,7 % en los Veintisiete, un cambio de tendencia respecto a trimestres anteriores.