Los efectos de la crisis del coronavirus

Confebask estima que el covid-19 restará "alguna décima" al PIB vasco

Concentra la desaceleración económica en el primer trimestretecnológicas y manufactura

11.03.2020 | 00:15
Eduardo Zubiaurre, en su intervención ayer en Donostia. Foto: Efe

Donostia – El presidente de Confebask, Eduardo Zubiaurre, consideró ayer que el impacto del coronavirus en la economía vasca se traducirá en la disminución en "algunas décimas" del crecimiento del PIB vasco, que a inicios del año la patronal situó en el 1,9%. No obstante, estimó que esta "desaceleración" se concentrará en el primer trimestre del año para volver después a la senda del crecimiento.

Zubiaurre pronunció ayer una conferencia en Donostia en el encuentro organizado por Deusto Business Alumni en colaboración con PwC sobre la situación de las empresas vascas en la actualidad y sus retos de futuro, que comenzó con el asunto que centra la actualidad como es el coronavirus. Si bien advirtió de que aún es pronto para realizar un análisis detallado de sus consecuencias, admitió que tendrá un impacto también en Euskadi.

El presidente de la patronal vasca avanzó que las previsiones realizadas a inicios del año que apuntaban a un crecimiento del PIB de la CAV en un 1,9% pueden reducirse "unas décimas" como consecuencia de la irrupción de cierta "desaceleración" en el primer trimestre del año. No obstante, incidió en que de modo alguno se trata de una ralentización puesto que la economía vasca seguirá creciendo y mantendrá "capacidad para generar empleo".

En su opinión, la negativa incidencia del covid-19 ya se ha manifestado en automoción, transporte, aviación y turismo y hostelería, y consideró probable que las siguientes actividades que se verán perjudicadas serán las industrias tecnológicas. Los efectos se reflejarán posteriormente en la actividad manufacturera, afirmó Zubiaurre, quien incidió en que "cada día que pasa es más difícil hacer previsiones" y calificó de "factor clave" el tiempo que se tarde en controlar esta enfermedad.

A pesar de que resulta complicado aventurar la incidencia real de un virus que "nos ha cogido desprevenidos por intensidad, virulencia y rapidez con la que se extiende", Confebask estima que de alguna manera afectará a la economía vasca porque "no somos una isla" y ya comienzan a observarse consecuencias a nivel europeo y mundial. De hecho, detalló que los países afectados por el covid-19 representan el 30% del PIB mundial.

Zubiaurre aludió a los informes que distintas instituciones internacionales publican para afirmar que el principal problema actual en Europa es la falta de suministro de material para la fabricación, mientras que en China la dificultad se centra en la caída del consumo.

Aunque de momento estas situaciones no se han manifestado en el panorama económico de la CAV, Confebask no descarta que en pocas semanas comiencen a notarse los primeros efectos, en sintonía con lo declarado un día antes, el pasado lunes, por la consejera vasca de Desarrollo Económico, Arantxa Tapia, quien calculó que en tres semanas comenzarán a llegar los efectos a Euskadi.

De momento, la patronal vasca ha constituido un comité de seguimiento y se encuentra en contacto permanente con el Gobierno Vasco "para estudiar medidas" a implantar en función de cómo evolucione esta situación. En este sentido, el presidente de Confebask no se mostró muy partidario de implantar de forma generalizada el teletrabajo como opción porque "no sé cómo podría convivir con nuestra actividad" muy enfocada en el sector industrial, y citó como ejemplos de dificultades para implantar esta modalidad a CAF en Gipuzkoa o a Mercedes Benz en Gasteiz. A preguntas de los asistentes a la conferencia, Eduardo Zubiaurre afirmó no constarle que ninguna empresa de la CAV haya presentado un ERTE, tal y como se ha planteado en la planta navarra de Volkswagen en Navarra.

"paganos" El presidente de Confebask advirtió de que "habrá que ver quién es el pagano de esta situación" y abogó por que "no caiga todo en la empresa". A este respecto, mostró su preocupación acerca de "ver qué agujero vamos a hacer en el tejido empresarial, sobre todo en las pymes", que son mayoría.

Pidió "responsabilidad" tanto a las autoridades públicas como a la empresa y a la sociedad puesto que "episodios gripales ha habido antes", ante las que ha actuado "de manera racional y con responsabilidad". Y dio por finalizada su reflexión sobre la incidencia del coronavirus del PIB vasco al afirmar que "pasará y para 2021 esperamos estar hablando de otras cuestiones".

Entre ellas, citó cuatro retos "ineludibles" para las empresas vascas. El primero de ellos es la globalización, que resta rentabilidad porque cada vez hay que ofrecer mayor valor añadido para competir sin excederse en los precios. El segundo es la transformación digital de las empresas, que relacionó con una formación claramente orientada a este objetivo. Como tercer desafío Eduardo Zubiaurre aludió al talento, dado que el porcentaje de empresas que afirma tener dificultades para encontrar perfiles adecuados crece y actualmente supera el 70% del total que ha encuestado Confebask. Por último, el presidente de la patronal vasca consideró un reto el desarrollo sostenible, en el que las empresas deben colaborar.

apuntes

Absentismo. Eduardo Zubiaurre afirmó "no entender" por qué el nivel de absentismo laboral es superior en la CAV. "Hay cosas que no se explican bien siendo Euskadi un lugar con buenos niveles de vida, sanitarios, empresariales...", y aseguró que esta situación es "una desventaja competitiva".

Incentivos a la investigación. El presidente de Confebask también se refirió al hecho de que en Bizkaia los incentivos a la I+D sean superiores a los de Araba y Gipuzkoa para sugerir que "si hay un territorio que toma medidas más innovadoras, es un modelo del que hay que aprender".

Industria 4.0. Respecto a la transformación digital, reconoció que "un número importante de personas se verá desubicada", ante lo que abogó por que administración, Confebask y sindicatos se esfuercen en facilitar "una transición justa para que nadie se quede atrás".

Mujeres en puestos directivos. Zubiaurre consideró "positivas" las medidas que se adopten para fomentar la presencia femenina en puestos directivos y creyó necesario tomarlas "a pesar de que a veces puedan suponer un agravio comparativo". No obstante, advirtió de que las cuotas "son necesarias, pero no suficientes" porque hay que demostrar la valía profesional.

"Cada día que pasa resulta más difícil hacer previsiones sobre su afección al PIB"

eduardo zubiaurre

Presidente de Confebask

"Habrá que ver quién es el pagano de esta situación, que no caiga todo en las empresas"

"Un factor clave para la economía será el tiempo que se tarde en controlar esta enfermedad"