Chimy Ávila, vuelve el Comandante

El Villarreal sufre su primera derrota ante el eficaz Osasuna, donde ya actúa su goleador

18.10.2021 | 00:45
Lucas Torró felicita al Chimy Ávila tras su gol. Foto: Afp

Villarreal1

Osasuna2

VILLARREAL: Rulli, Foyth, Pau Torres, Mandi, Alberto Moreno (Min. 46, Pedraza), Capoue (Min. 46, Coquelin), Parejo, Manu Trigueros (Min. 77, Alcácer), Danjuma (Min. 77, Chukweze), Yeremy Pino (Min. 77, Moi Gómez) y Gerard Moreno.

OSASUNA: Sergio Herrera, Nacho Vidal, Unai García, David García, Juan Cruz, Manu Sánchez, Torró, Moncayola, Brasanac, Rubén García (Min. 68, Javi Martínez) y Kike García (Min. 81, Chimy Ávila).

Goles: 0-1: Min. 26; Lucas Torró. 1-1: Min. 56; Gerard Moreno. 1-2: Min. 87; Chimy Avila.

Árbitro: Adrián Cordero Vega (Comité cántabro). Mostró tarjeta amarilla al local Capoue y a los visitantes David García, Sergio Herrera, Unai García, Lucas Torró y Chimy Ávila.

Incidencias: La Cerámica, 14.831 espectadores.

Vila-Real – Un gol del Comandante Chimy Ávila en el minuto 87 dio la victoria a Osasuna en La Cerámica y acabó con la condición de invicto del Villarreal, en un duelo en el que los locales fueron los dueños del balón pero solo inquietaron en la segunda parte a su rival, que muy firme en defensa y acertado en lo poco que tuvo en ataque logró los tres puntos. El Villarreal pago su ineficacia ofensiva en la primera parte y Osasuna tuvo una gran efectividad que le llevó a sumar su cuarta victoria en otras tantas salidas en la liga.

Tras unos primeros minutos nivelados, el Villarreal se hizo con el mando del partido pero sin asediar la portería del equipo navarro área con un juego plano. Osasuna llevaba el partido donde quería ya que no dejaba espacios a un rival sin la claridad de ideas de anteriores jornadas. En esta situación, en la primera ocasión clara que tuvo Osasuna logró inaugurar el marcador en una jugada en el minuto 26 en la que un centro de Vidal al segundo palo, fue tocado de cabeza por Manu Sánchez para que Lucas Torró de volea superase a Rulli, que no pudo hacer nada.

En el ultimo tramo de este primer tiempo, un tiro de Gerard Moreno se fue al palo. En el arranque de la segunda parte el partido siguió por el mismo guión. El Villarreal seguía moviendo la pelota de lado a lado en busca de encontrar un resquicio en el entramado defensivo rival y que final encontró en un centro de Alberto Moreno que fue rematado por Gerard Moreno para firmar un gol de bella factura.

El gol espoleó al Villarreal e hizo dudar a Osasuna. Un fallo clamoroso de Mandi en defensa fue aprovechado por Chimy Ávila en la primera pelota que tocó al poco de entrar al partido y a tres minutos del final selló una victoria que celebró con mucha emoción: tras sus graves lesiones, volvía a sentir el sabor de marcar un gol.

noticias de noticiasdealava