Música

"Volver a tocar otra vez, que haya de nuevo festivales y programaciones, es un regalo"

Con el Principal como escenario, Lucía Martínez estrena el sábado en el Festival de Jazz el disco grabado con The Fearless

13.07.2021 | 00:25
La baterista, compositora y profesora en una imagen promocional.

"Está siendo un poco locura reunir al grupo", admite la baterista, compositora y profesora gallega Lucía Martínez. Que si los músicos están vacunados, que si con la pauta completa o no, que si no hay los mismos aviones y trenes que antes, que si... El covid-19 lo ha vuelto todo del revés.

"Pero ya es parte del espectáculo" sonríe la creadora viguesa desde Sevilla –en cuyo Conservatorio Superior de Música imparte clase–, sobre el proyecto que en Berlín ha generado con el nombre de The Fearless, y con el que este sábado se presenta en Vitoria.

En concreto, la destacada e inquieta intérprete y autora va a estrenar en el Festival de Jazz el disco realizado con esta propuesta, una cita con el público que se producirá en el Principal a las 17.30 horas. Richard Koch (trompeta), Benjamin Weidekamp (clarinete), Ronny Graupe (guitarra), Marcel Krömker (contrabajo) y Pelayo F. Arrizabalaga (Dj) estarán junto a ella.

En sus composiciones, Martínez juega con sus raíces musicales y el patrimonio popular, con las melodías cinematográficas y con casi todo lo que se pone a su disposición. "Es un álbum muy divertido, muy abierto, que tiene Dj y bases de género que van del rock más progresivo hasta el jazz más melódico, y a la libre improvisación". Por eso, "mi música es muy colorista", algo a lo que se suma el hecho de que "los músicos que tocan en el proyecto son excepcionales".

Así lo podrán comprobar quienes acudan al veterano escenario en el marco del festival que arranca este miércoles. "Como no está habiendo muchos conciertos, el acto de compartir la música está siendo como muy de boutique, muy especial".

Con todo, ella pudo cerrar 2020 con actuaciones en Madrid y Huesca, que recuerda de manera singular. "Ahora estoy en un momento en el que quiero tocar y que cada concierto sea algo todavía más especial. Hay tanta tristeza alrededor de todo este asunto del covid, que es necesario darnos alegría. Así que cuando hay un concierto, es como una motivación extra. Cada actuación te la tomas como si fuera la última".

Es más, la intérprete reconoce que tanto ella como sus compañeros, a pesar del camino que ya llevan recorrido en la música, están desde varios días antes de cada recital un poco más nerviosos de lo habitual. "Hemos empezado a preguntarnos incluso qué nos vamos a poner", ríe. "Volver a tocar otra vez es un regalo, igual que el hecho de que haya programaciones y festivales de nuevo".

Conciertos que van llegando mientras ella sigue inmersa en una interminable búsqueda creativa que es marca de la casa. "Me gusta estar siempre así. Es ampliar el vocabulario aunque siga siendo tu vocabulario". De hecho, el disco con su proyecto alemán se abre con el tema Oumuamua, es decir, El descubridor.

"Me identifico mucho con ese tema, también porque así nombraron a un cuerpo celeste que descubrieron en su día y que nadie sabe muy bien qué es; claro, yo también soy muy de fenómenos paranormales. El jazz a veces también es un poco así, que no se sabe muy bien si va por un lado o por el otro, si es improvisación o si es composición o son las dos cosas juntas. Me gusta mucho esa forma de trabajar, como al engaño, como ir descubriendo cosas y buscar caminos para ir ampliando paletas".

En este sentido, afirma que "pensar que el jazz no puede evolucionar es una pena. Me gusta hacer música y resulta que el camino que encontré para ello es el jazz, porque te da las herramientas para improvisar, que al final es componer en el momento".

Dentro de ese marco general, "exprimo mi imaginación, fantasía y energía hasta donde puedo. Y con esa sinceridad es con la que voy a tocar, con la que afronto cada proyecto". Así lo explica quien ahora afrontar otra senda en la música como es la docente en el Conservatorio Superior de Música de Sevilla. "Mira que ya tienen una edad y me llaman La Seño". Bromas a un lado, la creadora apuesta por no detenerse nunca, por disfrutar con lo que se hace y por trabajar para que, siguiendo el modelo de otros países, "hagamos que la vida de un músico sea dignaes a lo que tenemos que aspirar y lo que debemos exigir".

"Exprimo mi imaginación, fantasía y energía hasta donde puedo. Y con esa sinceridad es con la que afronto cada proyecto"

"Traemos un disco muy divertido, muy abierto. Mi música es muy colorista y los músicos que tocan en el proyecto son excepcionales"


noticias de noticiasdealava