En Euroliga

Ampliado el aforo del Buesa Arena para 200 abonados más

600 fieles azulgranas verán 'in situ' los duelos de Euroliga contra Zenit y Khimki el martes 13 y el viernes 16 de octubre.

07.10.2020 | 23:25
El Baskonia mantiene su particular cruzada con el fin de que el mayor número posible de fieles se congregue en las gradas del Buesa Arena en los próximos partidos de la Euroliga

vitoria – El Baskonia mantiene su particular cruzada con el fin de que el mayor número posible de fieles se congregue en las gradas del Buesa Arena en los próximos partidos de la Euroliga, previstos ante el Zenit San Petersburgo (martes 13) y el Khimki (viernes 16), ambos a partir de las 21.00 horas. El equipo de Dusko Ivanovic sentirá algo más el calor de su sexto jugador respecto a la jornada inaugural ante el Real Madrid después de que ayer confirmara que 600 aficionados podrán acceder al recinto de Zurbano.

Según lo notificado por el Baskonia y tras la Orden del 19 de agosto de la Consejería de Sanidad del Gobierno Vasco, en dicha cifra queda al margen el personal necesario para el correcto funcionamiento y desarrollo del partido que contempla el protocolo de la Euroliga (jugadores de ambos equipos, cuerpo técnico, directivos, árbitros y medios de comunicación, entre otros). Todos ellos sí estuvieron incluidos dentro de los 600 privilegiados que presenciaron in situ la convincente victoria ante los de Pablo Laso.

Sin embargo, el Baskonia quiere mucho más y no se conforma con una cifra que desea multiplicar, al menos, por seis hasta conseguir un apoyo de casi 4.000 seguidores en las gradas. Y es que en cada jornada de Euroliga que compita huérfano de la práctica totalidad de su masa social en el Buesa supone un grave perjuicio económico para sus arcas.

El Baskonia explicó ayer mediante un comunicado que los citados 600 seguidores son "una cifra aún insuficiente que el club sigue tratando de ampliar para dar cabida al mayor número de abonados y seguidores azulgranas, garantizando en todo momento las medidas sanitarias y de seguridad vigentes". Para explicar este plan con más exactitud, la entidad vitoriana ha solicitado en próximas fechas una reunión con la Consejería de Salud del Gobierno Vasco.

Tal y como sucedió ante el Real Madrid, la distribución de esas localidades se llevará a cabo nuevamente entre abonados particulares y abonados de empresa, que se repartirán 300 entradas cada grupo. La novedad para las veladas ante los rusos es que los 300 particulares afortunados en cada encuentro serán los encargados de escoger su propio asiento para disfrutar del evento.