Paliar la soledad no deseada

Voluntarios de Las Cuatro Torres siguen acompañando a quienes más lo necesitan

03.10.2021 | 00:03

Vitoria – Una de las afecciones que la asociación Las Cuatro Torres también intenta paliar, además de fomentar el envejecimiento activo, es la soledad no deseada. Por eso, desde hace tiempo realizan acompañamientos en residencias y domicilios. Son voluntarios, personas mayores de la asociación, que prestan parte de su tiempo para sacar a otros mayores de residencias y domicilios a dar un paseo, o simplemente a charlar.

El presidente de la asociación, Félix Ortiz de Zárate, reconoce que es una iniciativa "muy famosa y muy buena". Sin embargo, hay residencias a las que, como todavía no están funcionando en materia de visitas, no están pudiendo acudir.

Ya adelanta que quienes participan en este programa para combatir la soledad están vacunados y totalmente preparados. "Están a tope", reseña, "con todas las garantías; pero el coronavirus sigue pasando factura". Aún así, tiene claro que van a seguir con ella, porque esta es una actividad que ayuda a las personas mayores en la labor de escucha, de atención, "y nuestro voluntarios están muy solicitados".

Antecedentes En el camino de paliar la soledad no deseada y promover entre las personas mayores un envejecimiento lo más activo posible, Félix Ortiz de Zárate ya compartió hace unos meses que había pasado a ser miembro del Consejo de Personas Mayores del Gobierno Vasco, y también que en aquel entonces había estado diseñando asimismo, junto a la Diputación Foral de Álava, una estrategia para mejorar el envejecimiento bajo el nombre de ArteHazia.

Y es que el presidente de Las Cuatro Torres lleva ya largo tiempo mostrando su compromiso con diferentes pilares que también están muy presentes en los valores que defienden tanto en el Consejo de Personas Mayores de Euskadi como en ArteHazia: precisamente se trata del ya mencionado envejecimiento activo junto con esa eliminación de la soledad no deseada, y sumó también entonces a la ecuación un cambio en el modelo de residencias, entre otras cuestiones. Por tanto, esta andadura continúa su curso, porque la soledad ha quedado más presente en esta pandemia.

noticias de noticiasdealava