Movilidad sostenible

Vitoria ve viable que una firma social gestione los aparcabicis

La red VGbiziz cuenta ya con 3.345 personas registradas en su servicio

30.09.2021 | 00:35
Un ciclista por el centro de Vitoria-Gasteiz.

En 2017 se instaló el primer aparcamiento de bicis colectivo seguro con control de accesos y vigilancia mediante videocámaras en Vitoria. A día de hoy, la red VGbiziz cuenta con diez ubicaciones con 556 plazas; 3.345 personas se han registrado y 444 utiliza cada mes estos parkings, que se pueden controlar desde el móvil.

En este contexto, el Ayuntamiento de Vitoria da un paso más y, ahora, ve viable que una empresa de carácter social gestione los aparcamientos de bicicletas. Así se desprende del estudio de viabilidad elaborado por el centro de estudios ambientales CEA, un informe que el Pleno ya pidió en 2013. "Arrancar el proyecto parece sensato en cuanto a los riesgos que se asumen", alienta el informe municipal, ya que "al partir de la infraestructura actual, se reduce o minimiza el principal riesgo, que es la adecuación de locales. Además, "las inversiones para sumar y adaptar nuevos locales se pueden gestionar de forma progresiva para que no sean inasumibles para el Ayuntamiento", sostiene el estudio. Todo ello, teniendo en cuenta la buena acogida del sistema VGbiziz y la continua demanda ciudadana de nuevos aparcamientos para bicis.

El objetivo de la contratación de una empresa de carácter social es la inserción socio laboral de los trabajadores. Según el departamento municipal de Inserción Social, el colectivo que mayor necesidad de inserción tendría es el que integra a los extranjeros indocumentados. En este sentido, el análisis de viabilidad plantea como actividades básicas a desarrollar por parte de la empresa de carácter social: limpiar el local, supervisar las instalaciones, cambiar publicidad de las bicilonjas, revisar y ajustar las bicis de los usuarios de forma anual, mantenimiento preventivo de piezas desgastadas, arreglar pinchazos e inflar las ruedas... Para profundizar en la viabilidad de la iniciativa, el texto también analiza el precio que los dueños de las bicis están dispuestos a pagar, en base a la experiencia de Pamplona y a bicilonjas del casco medieval: unos cien euros al año por tener plaza de aparcamiento asegurada y unos 60 euros al año, también en el caso de Iruña, para todo tipo de usuarios.

Por último, el estudio de viabilidad hace hincapié en la idea de que un servicio gestionado por una empresa social ofrece otra oportunidad a la ciudad: generar una comunidad ciclista. En este sentido, apunta como público objetivo tanto a los usuarios actuales de VGbiziz como a otros nuevos e, incluso, a propietarios de locales interesados en ceder estos bajos para bicilonjas, patrocinadores, etc.

noticias de noticiasdealava