Termina la alerta de la gripe aviar en el territorio

Durante el pasado año aparecieron varios focos de esa enfermedad, que ya han quedado resueltos

12.03.2021 | 23:33
Aves en Salburua. Foto: J. Muñoz

Vitoria – La consejería de Desarrollo Económico, Sostenibilidad y Medio Ambiente ha levantado las medidas de prevención en explotaciones avícolas de la comunidad autónoma de Euskadi contra la influenza aviar.

Recuerda la orden que durante el año 2020 aparecieron diferentes focos de influenza aviar en aves de corral, silvestres y cautivas en Estados miembros, que forman parte de las mismas rutas migratorias de aves, que las que atraviesan la comunidad autónoma de Euskadi. Por ello se establecieron diversas medidas de prevención enfocadas al reforzamiento de la bioseguridad, de los registros y bases de datos, de la vigilancia activa, y de la vigilancia pasiva.

Debido a que el mayor peligro estaba en los espacios donde hay humedales, el Gobierno Vasco dicto medidas especiales en las zonas declaradas de alto riesgo entre las que se encuentran los municipios de Vitoria-Gasteiz, Barrundia, Arrazua-Ubarrundia, Elburgo, Legutiano y Zigoitia. Posteriormente, y a propuesta de la Diputación, esas medidas de prevención se extendieron a todo el territorio vasco y no solo a las explotaciones avícolas, sino también a los propietarios de estas aves que las crían para consumo doméstico.

Asimismo, se elaboró un registro en el que se incluyen los datos de las explotaciones no comerciales, y se dictaron normas a los cazadores, a quienes les quedó prohibida la suelta de aves para atraer otras como señuelo. También se restringió la cría de aves de corral al aire libre, se prohibió la presencia de aves de corral u otro tipo de aves cautivas en los centros de concentración de animales incluyendo los certámenes ganaderos, muestras, exhibiciones y celebraciones culturales, así como cualquier concentración de aves de corral u otro tipo de aves cautivas al aire libre y se suspendió la autorización de suelta de aves en los cotos de caza.

Las medidas llegaron incluso a las personas que tienen aves, para su consumo particular en los pueblos, para que extremasen la vigilancia sobre comederos y bebederos para evitar su uso por la fauna silvestre.

Afortunadamente, la nula incidencia de la enfermedad en el País Vasco y la finalización de la temporada migratoria de aves hacen posible el levantamiento de las medidas que es lo que se acaba de aprobar.

noticias de noticiasdealava