Orden foral

Las diputaciones prevén ampliar las visitas semanales de familiares en las residencias

Las tres diputaciones vascas publicarán la próxima semana una orden foral para flexibilizar las visitas semanales de familiares a los usuarios de las residencias de Euskadi a partir del 1 de marzo.

17.02.2021 | 12:18
Proceso de vacunación en una residencia alavesa

Las tres diputaciones vascas publicarán la próxima semana una orden foral para flexibilizar las visitas semanales de familiares a los usuarios de las residencias de Euskadi a partir del 1 de marzo. El borrador en el que trabajan las instituciones prevé ampliar las visitas a tres, en lugar de las dos actuales, y añadir dos salidas semanales de los residentes.

Así lo ha desvelado el diputado de Acción Social de Bizkaia, Sergio Murillo, durante la presentación de una encuesta sobre el grado de satisfacción entre familiares de residentes de los centros residenciales del territorio.

Murillo ha confirmado que las medidas de protección actuales "van a seguir en vigor plenamente" y no se contempla su reducción aunque, la bajada de la incidencia de contagios ha llevado a las tres instituciones forales a estudiar esa flexibilización de las restricciones desde primeros de marzo.

El responsable foral ha remarcado que con esta ampliación de dos a tre de las visitas de familiares y la autorización a dos salidas semanales fuera de la residencia, "prácticamente los residentes van a poder tener un contacto diario directo con sus seres queridos, que es el escenario al que queremos llegar cuanto antes".

Murillo ha añadido que desde las diputaciones "son conscientes de que las visitas de sus familiares tienen un efecto sobre el estado de ánimo de los usuarios, por lo que en estos momentos ha confirmado que ya trabajan en la elaboración de ese borrador de orden foral para flexibilizar las restricciones en cuanto a visitas, que no de las medidas de prevención.

El responsable de Acción Social de Bizkaia ha remarcado que el avance en la flexibilización debe ser "prudente" ya que todavía se sabe poco de "cómo se comporta el virus en las personas vacunadas y, de contagiarse, cómo reacciona el cuerpo una vez inoculada la vacuna".

Murillo ha confirmado que pueden darse contagiados entre personas ya vacunadas, aunque en un porcentaje "bajo" y que ya se ha detectado en Euskadi "algún caso" de esas características "pero no ha generado brote", ha precisado.

PREGUNTAS PENDIENTES

En este punto ha insistido en que "hay preguntas pendientes" en torno a si un vacunado infectado "contagia igual que un no vacunado". Por eso ha remarcado la necesidad de "ser prudentes" en los pasos a dar a la hora de rebajar las restricciones y en mantener por ahora "todas las medidas de protección actuales, pero dando pequeños pasos hasta conseguir confirmar lo que sabemos sobre el virus y sobre la evolución de los vacunados".

También ha señalado que en el borrador en el que se trabaja también se está estudiando la posibilidad de sustituir alguna de las visitas presenciales a la residencia por otra salida más del centro en función de la situación familiar.

El diputado ha avanzado que la decisión de fijar a primeros de marzo la entrada en vigor del nuevo régimen de visitas y salidas obedece a que hacia esa fecha es cuando está previsto que se haya logrado la inmunidad de todas las personas, tanto usuarios como trabajadores, que han completado todos los plazos del proceso de vacunación.

Por otro lado, preguntado por si las diputaciones forales van a colaborar en el proceso de vacunación con el Gobierno Vasco, Murillo ha avanzado que "ahí van a estar y que ya están trabajando con el Departamento de Salud para atar los detalles" y que, si pueden hacerse cargo de suministrar vacunas, "se ofrecerán a hacerlo con las capacidades que tienen".