Rioja Alavesa tiene la mirada puesta en el futuro a pesar de la actual pandemia del coronavirus

La Asociación de Desarrollo Rural Peña León respalda variosproyectos de reactivación económica

14.02.2021 | 00:27
Maider Murillo, presidenta de la Asociación de Desarrollo Rural Peña León de Rioja Alavesa.

Laguardia – Rioja Alavesa lleva un año viviendo en un mar de incertidumbres, en un permanente estado de alerta porque la crisis sanitaria ha generado, ante todo, una crisis económica de gran magnitud de le que va a resultar difícil levantar cabeza en mucho tiempo.

Ese es el análisis que realiza la Asociación de Desarrollo Rural Peña León de Rioja Alavesa, cuya presidenta, Maider Murillo, confía en que las ayudas comunitarias sirvan para remontar y sobre todo para diversificar el monocultivo que supone la histórica actividad vitivinícola de la comarca.

Para ello, cuenta Maider Murillo, por un lado se cuenta con las ayudas Erein y Leader, "cuyos programas se miden en función del grado de ruralidad que tienen los municipios: desde el G1, que serían los más rurales, hasta el G3, que estarían dentro de la convocatoria del Leader, y los de Erein, desde el grado 4 al 5. Si lo ubicamos en Rioja Alavesa, Erein son Elciego, Laguardia y las Juntas Administrativas y Leader serían el resto, aunque Oion quedaría fuera de lo que son estas subvenciones porque se considera un núcleo urbano".

Añade que en el marco de las ayudas Erein, cuya línea de subvención ya está cerrada desde el 31 de enero por lo que para este año ya se han presentado todas las solicitudes, dispone en su apartado Privado, para personas físicas, emprendedoras y fomento de vivienda, de 3.560.000 euros, y en el de Público, entidades locales y comarcales, de 4.000.000.

Este programa está cerrado y "estamos sorprendidos porque hemos tenido muchas llamadas y consultas y se ha presentado más gente de la que preveíamos. Inicialmente hicimos una previsión de que iba a ser un año bastante crudo por el tema de la pandemia, ya que el motor económico de la comarca es el mundo vitivinícola". En consecuencia, "el sector del vino, tal y como está, con la hostelería afectada, igual que el mundo del turismo, dado su carácter socializador en ambos casos, ha dejado el año bastante complicado. De todas formas, estamos sorprendidos, para bien, de la buena respuesta que ha tenido la convocatoria, con muchas solicitudes, aunque eso no quiera decir que vayan a realizarse todas".

En cuanto a las ayudas Leader, en estos momentos, para todos los municipios, excepto Elciego, Laguardia y juntas administrativas, que son zona Erein, y Oion, que es urbano, para el resto hay una partida de 1.460.000 euros, que se va a ampliar hasta los cinco o cinco millones y medio; "la misma cantidad de otros años" según ha confirmado el Gobierno Vasco.

La presidenta de la ADR Peña León opina que "puede ser que las empresas vayan buscando la diversificación, que quizás este sea el momento en el que nos tenemos que diversificar porque es una comarca siempre muy ligada al mundo vitivinícola y también al turismo de una manera importante y habrá que buscar otras alternativas. Cuando estamos tan segmentados y viene una crisis de estas características, te afecta". Y anticipa que en las solicitudes que se han presentado para nuevas iniciativas "hay de todo: bien ligadas al turismo, al autoempleo, un poco de todo, incluso alguna propuesta tecnológica de una empresa completamente novedosa, que aún no se puede desvelar. Hay propuestas de rehabilitación de casas rurales que están vinculadas con el turismo, un jardín que tiene que ver con una iniciativa de una bodega, un proyecto enoturístico, alojamientos rurales, contrataciones para gestión de casa rural€".

La cuestión es que la situación actual de la comarca muestra muchas líneas rojas que colocan a buena parte de las empresas en la cuerda floja. "Creo que van a ser años complicados para Rioja Alavesa. De eso no me cabe duda", explica Murillo. Muy implicada en los temas del vino destaca que "el sector vitivinícola está afectado y así se ve en temas como el precio de la uva, ya que hay cosechas como las del año 2019 que todavía están en las bodegas. De hecho, muchas bodegas pequeñitas, familiares, que realizan vino habitualmente, este año han decidido incluso vender la uva porque no tenían capacidad en las bodegas y eso significa que están llenas de vino". Por esa razón, considera que este año va a ser difícil para la comarca a nivel económico. Y no deja de ser una sorpresa por la cantidad de solicitudes y consultas que hemos tenido en la ADR. "Quizás sea el momento de dar el paso hacia la diversificación y apostar por otros sectores", añade.

Esa podría ser la incógnita a despejar en el próximo Plan de Desarrollo Rural (PDR), ya que el actual acabó en 2020.

"Nosotros tenemos dos líneas de trabajo. Una es el PDR comarcal, con el que ahora estamos en pleno proceso de reflexión, que tiene que entrar en vigor en el año 2022. Este proceso se realiza con la mayor participación posible con distintos agentes de la comarca y queremos que sea lo más heterogéneo posible". Pero reconoce que para que ese proceso de participación se pueda llevar a cabo "necesitamos de una cierta tranquilidad en cuanto al tema sanitario se refiere. Tenemos que esperar un poco para ver cómo transcurre todo esto porque es necesario hacer ese análisis del PDR que habitualmente hacíamos de manera presencial a través de unas jornadas que suelen durar varios días".

Esas jornadas son de gran importancia, ya que concitan numerosos grupos de estudio, desde la mesa de alcaldes y alcaldesas, a mesas de formación y otras que se puedan constituir a raíz de objetivos que se pretendan. Una de ellas será de vivienda "porque estamos detectando que el acceso a la vivienda es un problema en la comarca". También, el primer sector "seguirá siendo clave, lo mismo que la mesa de alcaldes y alcaldesas porque de ella pueden salir proyectos a nivel comarcal".

La otra línea de trabajo son las subvenciones. La labor de la ADR es asesorar a quien lleva un proyecto, tratar de ver si es viable o no, ayudar a presentar la iniciativa, como señalaba anteriormente con los fondos Erein o Leader.

Como es de prever, la labor de la ADR también roza la gestión del Plan Territorial Parcial (PTP), de Rioja Alavesa, que está en estos momentos en fase se revisión. "La ADR forma parte de los grupos de estudio del PTP en el proceso participativo que está abierto". Para Murillo, el PTP es una herramienta que regulariza el suelo y por lo tanto "a lo que se puede implantar, cómo y dónde. Y eso marca las directrices de lo que se puede hacer con el suelo y eso afecta al desarrollo rural".

EN CIFRAS

4

En el marco de las ayudas Erein, cuya línea de subvención ya está cerrada desde el 31 de enero por lo que para este año ya se han presentado todas las solicitudes, dispone en su apartado Privado, para personas físicas, emprendedoras y fomento de vivienda, de 3.560.000 euros, y en el de Público, entidades locales y comarcales, de 4.000.000. Este programa está cerrado y "estamos sorprendidos porque hemos tenido muchas llamadas y consultas y se ha presentado más gente de la que preveíamos", confiesa la presidenta de la Asociación de Desarrollo Rural Peña León, de Rioja Alavesa, Maider Murillo. "Inicialmente hicimos una previsión de que iba a ser un año bastante crudo por el tema de la pandemia", añade además, al tiempo que recuerda que el motor económico de la comarca es el mundo vitivinícola.

1,4

En cuanto a las ayudas Leader, en estos momentos, para todos los municipios, excepto Elciego, Laguardia y juntas administrativas, que son zona Erein, y Oion, que es urbano, para el resto hay una partida de 1.460.000 euros, que se va a ampliar hasta los cinco o cinco millones y medio. "La misma cantidad de otros años" según ha confirmado el Gobierno Vasco.