Llegan los medidores de viento para la apuesta eólica

Arraia-Maeztu somete a información pública el proyecto de instalación de la estaciónIturrieta-1 parques de viento previstos en Álava

14.12.2020 | 01:33
Molinos de viento en el parque eólico de El Perdón. Foto: Javier Bergasa

El Ayuntamiento de Arraia-Maeztu ha sometido a información pública por un plazo de 30 días el proyecto de instalación y desinstalación de la estación meteorológica Iturrieta-1, así como la gestión del estudio de impacto ambiental presentado por la firma Aixeindar en terrenos propiedad de la Junta Administrativa de Onraita.

Se trata del primer paso de cara a la construcción de uno de los cuatro parques eólicos previstos por el Gobierno Vasco y promovidos por la entidad constituida por el Ente Vasco de la Energía (EVE) y la multinacional Iberdrola.

Según la memoria puesta a disposición de vecinos, la torre a instalar será de celosía arriostrada (de piezas de forma oblicua para dar estabilidad y que no se deforme el armazón de sección triangular) de acero. Tendrá una altura de 82,5 metros y estará conformada por tramos sujeta por 24 tensores que llevarán acopladas espirales para salvar a los pájaros, cumpliendo con la normativa medioambiental de la zona.

Dirección de viento Para la medición del recurso eólico se han dispuesto sensores de velocidad y dirección de viento a las alturas de 20, 40, 60 y 80 metros. Estos sensores van sujetos a la torre por unos brazos anclados a la misma.

La zona ha sido examinada en detalle y se ha comprobado que existe un camino desde la localidad de Onraita hasta el emplazamiento de la torre, que reúne las condiciones necesarias para el acceso y el acopio de material. De esta forma, no será necesario por tanto abrir nuevas pistas ni acondicionar las existentes.

Torre. Según la memoria puesta a disposición de los vecinos de Arraia-Maeztu, la torre a instalar será de celosía arriostrada (de piezas de forma oblicua para dar estabilidad y que no se deforme el armazón de sección triangular) de acero.

Altura. La torre tendrá una altura de 82,5 metros y estará conformada por tramos y sujeta por 24 tensores que llevarán acopladas espirales para salvar a los pájaros, cumpliendo así con la normativa medioambiental existente para la zona.