El ciclista Iñaki Llano recorre Euskadi en una prueba solidaria

Afrontará 480 kilómetros y más de 10.000 metros de desnivel en bici para recaudar fondos para Aefat

04.09.2020 | 01:02
Iñaki Llano con su bicicleta en lo alto de La Barrerilla. Foto: Cedida

amurrio – Iñaki Llano, ciclista aficionado de Amurrio, dará la vuelta a Euskadi pedaleando mañana sábado con un recorrido de 480 kilómetros seguidos con más de 10.000 metros de desnivel en menos de 24 horas. Un duro reto que se planteó hace poco más de un mes para ayudar a la investigación de la ataxia telangiectasia, una enfermedad rara y neurodegenerativa que cuenta con dos chicos afectados en Álava y unos 30 en todo el Estado. El ciclista, que es pariente de uno de estos niños, llevaba hasta el mediodía de ayer cerca de 2.400 euros recaudados, vendiendo kilómetros a 5 euros a través del reto publicado en la plataforma digital www.migranodearena.org.

Su intención pasa por salir de Amurrio a las tres de la madrugada y estar de regreso para las cinco o siete de la tarde, tras abordar un recorrido que pasará por las tres capitales vascas. La primera de ellas será Bilbao y desde allí tomará rumbo a la costa hacia Bermeo para llegar a Gernika y subir hacia la zona de Urdaibai. Bajando por Ereño, tomará dirección Ea y, otra vez por la costa, se dirigirá hacia Donostia y Andoain, a fin de coger la carretera de Tolosa y bajar hasta Altsasu. Después tomará dirección Agurain, pasará por Gasteiz e irá hacia La Puebla de Arganzón, Pobes, Espejo, Osma o Berberana para bajar hacia Orduña y regresar a Amurrio.

"Pedalear esos 480 kilómetros seguidos será duro, pero más difícil es la vida de estos chicos y sus familias", apunta Iñaki que, desde enero, lleva acumulados más de 14.000 kilómetros entre sus entrenamientos diarios y otros retos como el Everesting Challenge, con el que el pasado mes de julio logró acumular, en una sola sesión de bicicleta, el desnivel positivo del monte Everest (8.848 metros) subiendo el puerto La Barrerilla.

En esta ocasión irá acompañado, en todo momento, de un vehículo de apoyo, aunque también espera en algunos tramos la incorporación de otros ciclistas que le hagan el reto más llevadero y poder cruzar la meta de Amurrio mañana sábado por la tarde, junto a los padres de los dos menores de Euskadi con ataxia telangiectasia. De hecho, la recaudación de esta iniciativa solidaria será para Aefat. La asociación que agrupa a las familias afectadas y que sigue financiando un proyecto de investigación en la Clínica Universidad de Navarra, que podría dar con un tratamiento para esta enfermedad sin cura, que causa una grave discapacidad progresiva (hacia los nueve años se necesita silla de ruedas), inmunodeficiencia y envejecimiento prematuro. Además, Llano ha conseguido donaciones de empresas del entorno, que se entregarán a las siete personas que más se acerquen al tiempo que tardará en completar su reto.