Máximo 1.500 usuarios hasta el 12 de julio

'Mendi' y Gamarra abrirán el 1 de julio con cita previa

El acceso se limitará a un máximo de 3.000 personas en las piscinas de Mendizorroza y de 3.400 en las de Gamarra

16.06.2020 | 14:24
Vista general del edificio de las piscinas de Mendizorroza

vitoria – Dentro de dos semanas se abrirán las puertas de las piscinas municipales de Mendizorroza y Gamarra para afrontar la temporada veraniega más atípica y extraña de ambos complejos. La persistencia del coronavirus ha obligado a estructurar los chapuzones estivales de miles de gasteiztarras con la implantación de cuestiones tan poco habituales para una piscina como los aforos limitados, la cita previa, turnos de uso en horario matinal o vespertino y los espacios limitados para los bañistas.

Después de meses de incertidumbre los tornos de entrada a ambos complejos se activarán el miércoles 1 de julio. Para llegar a ese punto, los más de 97.000 abonados a ambas instalaciones ya habrán podido experimentar la extraña sensación de tener escoger con antelación la jornada concreta y la franja horaria en la que poder zambullirse, si el tiempo no lo impide.

Con la imprescindible mascarilla puesta al pasar por los tornos de entrada y salida, los bañistas que se hagan con una reserva van a transitar por el interior de unos complejos en los que se han marcado los flujos de circulación en cada zona, se han colocado marcas para recordar la distancia de seguridad y se dibujarán una serie de círculos, de entre dos y cuatro metros cuadrados, cerca de las láminas de agua con la exigida separación de seguridad entre ellos y que delimitará los espacios seguros para los bañistas.

Además se van a mantener cerrados al uso equipamientos como los vestuarios, taquillas, hamacas, barbacoas, asadores, parques infantiles, pistas de fútbol sala, baloncesto, voley playa, toboganes acuáticos o el jacuzzi de la piscina tropical de Mendizorroza.

Correspondió a la responsable de Deportes, Livia López, explicar en una densa comparecencia todos los detalles de esta noticia esperada con ansiedad por los miles de abonados y aficionados al remojón veraniego. Ahondó en la "complejidad" que ha supuesto adoptar esta decisión y el "análisis técnico" de todo el departamento para solventar el anormal panorama al que obliga el covid-19. Remarcó la "prudencia y responsabilidad" como criterios que han guiado la adopción del complicado manual de instrucciones para las piscinas municipales este verano.

La apertura de puertas del 1 de julio va a dar paso a 68 jornadas de posibilidad de disfrute de Gamarra y 82 en Mendizorroza. De no precipitarse ningún acontecimiento extraño vinculado a la pandemia el 6 y 20 de septiembre, respectivamente, se dará por finalizada esta reducida campaña veraniega de las piscinas de Gasteiz.

El retorno a la actividad será paulatino con unos primeros 12 días de denominada fase piloto en la que el aforo de ambos complejos se limitará a 1.500 usuarios, todos ellos serán abonados. En función de la respuesta de los bañistas se irá aumentando paulatinamente la capacidad hasta fijarla en un máximo de 3.000 personas en Mendizorroza y 3.400 en Gamarra. Si hubiera alguna plaza libre se podría abrir la posibilidad de la venta de entradas de día para este último recinto, mientras que el primero de ellos se destinará únicamente a abonados.

De llegarse a esos topes de bañistas el aforo de ambos recintos en la más tórrida jornada estival sería de 12.400 personas, rondando la "media de las 13.000 que se suele registrar en esos días de mayor demanda de las piscinas", concretó López.

Franja de mañana y tarde Este reparto de capacidades máximas se aplica a cada uno de los dos turnos, de mañana y tarde, en el que los usuarios pueden elegir su estancia en los complejos. Desde las 08.00 horas y hasta las 14.30 y por la tarde desde las 15.30 a las 22.00. En medio de ambos queda un espacio de una hora en la que se acometerá la limpieza y desinfección de las zonas. La división en el calendario llega también a la posibilidad de elegir entre una jornada de piscina semanal, de lunes a jueves, o de fin de semana, entre el viernes y el domingo.

El estricto código de reparto contempla que durante esos días cada persona no podrá disfrutar más de un turno diario y en cada uno de esos periodos el máximo será de tres reservas. La manera de realizar la reserva se llevará a cabo a través de una sección específica en la web municipal y también en el servicio telefónico 010, donde un equipo especial se encargará de la gestión de peticiones. Se mantiene también la posibilidad de llevar a cabo la petición presencial en las oficinas de atención ciudadana.

El periodo de disfrute de cada turno será íntegro y no cabe la posibilidad de poder escoger un periodo de tiempo menor. Con el fin de tener controlado en todo momento el aforo y las reservas no van a emitirse esta temporada los tradicionales pases de temporada ni las tarjetas olvido, para cuando un abonado se percataba en el mismo torno que se había dejado el carnet en su domicilio.

Por este mismo motivo, los menores entre 2 y 5 años deberán solicitar ya su tarjeta municipal ciudadana (TMC), cuando en años anteriores entraban sin ser abonados, y para entrar en esas listas de recuento de reservas. Únicamente los menores de dos años van a poder acceder junto a sus padres sin ser socios ni figurar en los partes de asistentes.

El reparto del personal dentro de los complejos y cerca de los vasos de las piletas se va a llevar a cabo mediante el pintado de una serie de círculos. En su interior, variable entre los dos y cuatro metros, se van a poder situar los bañistas junto a sus toallas y demás pertenencias. Todos ellos van a estar lo suficientemente alejados unos de otros para mantener la distancia de seguridad.

Piscinas de centros cívicos El 1 de julio volverá también la actividad a parte de las piscinas de los centros cívicos. Serán las de Aldabe y Hegoalde, abiertas de lunes a jueves, y la de Ibaiondo durante los siete días de la semana. En estos espacios se está ultimando el protocolo para la utilización dentro de la propia pileta y otras zonas esenciales y potencialmente de riesgo como los vestuarios. Respecto a otras infraestructuras deportivas la actividad en esgrima, baloncesto en silla de ruedas o esgrima ya se ha retomado y se espera que, en breve, puedan arrancar las pistas de pádel y tenis a través del sistema de reservas.

Próxima al 25%. La apertura de los dos grandes complejos de piscinas de la capital alavesa pone fin a un periodo de tres meses y medio, desde el pasado 10 de marzo, en los que han permanecido clausuradas todas las instalaciones deportivas municipales a causa del coronavirus. Los 97.000 abonados van a ver compensada la parte proporcional de la cuota anual, con una devolución que la responsable de Deportes del Ayuntamiento, Livia López, concretó en una cantidad próxima al 25% y que será definida en próximas semanas en coordinación con el área de Hacienda de Consistorio. Ante la restricción de las piscinas municipales únicamente para abonados, recordó López también que cualquier ciudadano puede darse ahora de alta como abonado de las instalaciones pagando también la parte proporcional de los poco más de seis meses que restan de 2020.

devolución de las cuotas

parte proporcional

los datos

Fase piloto. Hasta el 12 de julio se va a llevar a cabo una apertura controlada de Mendizorroza y Gamarra con un aforo máximo de 1.500 personas por cada turno en los dos recintos. Solo podrán acceder abonados en esta fase y, en caso de quedar vacantes, se valorará la posibilidad de sacar a la venta entradas de una jornada para Gamarra. En función de la aplicación de las diferentes medidas de control se puede ir ampliando progresivamente ese tope.

Máximo aforo. Se ha establecido una cantidad máxima de usuarios de 3.000 para Mendizorroza y 3.400 para Gamarra en cada uno de los turnos de utilización. De esta forma, con el máximo de asistencia en cada uno de ellos, se llegaría a los 12.400 bañistas en las jornadas de mayor afluencia y calor, cerca de la media de 13.000 de la pasada campaña.

Reservas. Desde el lunes 29 de junio se pueden formalizar a través de una sección específica en la web municipal, a través del teléfono 010 y también de manera presencial en oficinas de atención ciudadana.

Turnos de uso. Se dividen las horas de apertura de las piscinas en horario de mañana y tarde. Desde la 08.00 a las 14.30 y desde las 15.30 a 22.00 horas. En medio se liberan 60 minutos que se aprovecharán para limpiar y desinfectar los complejos.

Periodos semanales. Se dividen los siete días de la semana en jornada semanal, de lunes a jueves, o de fin de semana, de viernes a domingo. La reserva para el primer tramo se puede hacer desde el viernes anterior a la fecha elegida. En el caso del fin de semana, desde los martes se puede hacer la reserva.

Límites de reserva. Para buscar un mayor reparto se fija un máximo de un turno diario para cada persona y en cada periodo, semanal o fin de semana, un tope de tres reservas para cada abonado.