02/enero/1955

Dos goles de Bixente Etxeandia al Gato de Maracaná en Les Corts

Hasta el 2 de enero de 1955 solamente Manolo Olivares y Juan Quincoces, Quincoces II, habían logrado marcar al FC Barcelona actuando el Deportivo Alavés como visitante

01.01.2021 | 23:14
Bixente Etxeandia y balón dentro de la portería tras un gol.Foto: Archivo familia Etxeandia

Hacía algo más de 22 años, desde el 4 de diciembre de 1932, que el Deportivo Alavés no visitaba el Estadio de Les Corts, anterior al actual Camp Nou, para enfrentarse al FC Barcelona en partido de competición oficial. Atrás quedaban dos enfrentamientos en el Campeonato de España -semifinales (3-0 en 1928) y cuartos de final (4-1 en 1930)-, y tres del campeonato de Liga de Primera División -temporadas 1930-31 (1-1), 1931-32 (6-0) y 1932-33 (2-0)-. La estadística no era muy favorable al Deportivo Alavés y seguiría siendo desfavorable hasta el 6 de febrero de 2000, cuando el catalán Nan Ribera profanó el santuario culé, pero eso será otro día...

Hasta el 2 de enero de 1955 solamente Manolo Olivares y Juan Quincoces, Quincoces II, habían logrado marcar al FC Barcelona actuando el Deportivo Alavés como visitante, pero esa tarde el atxabaltarra Etxeandia, segundo máximo goleador histórico albiazul en Primera (21 goles en 57 partidos), lograba perforar la meta en dos ocasiones de uno de los entonces mejores, porteros del mundo, el barcelonés Antonio Ramallets, que junto con el uruguayo Roque Gastón Máspoli se había llevado tal honor en el Campeonato del Mundo de Brasil 1950, Mundial en el que la selección de España logró, hasta el Mundial de Sudáfrica 2010, su mejor clasificación, un cuarto puesto. En dicho Campeonato Mundial, Ramallets fue apodado como El Gato de Maracaná y El bello Goleiro.

El Deportivo Alavés, entrenado por el irundarra Manolo Etxezarreta, había ascendido a Primera División, por segunda vez en su historia, al finalizar la temporada 1953-54 y para su reestreno en la máxima competición estatal seguía conservando el mismo cuerpo técnico y la gran mayoría de futbolistas que habían propiciado el ascenso a la máxima categoría de nuestro fútbol.

Era la jornada 17ª del campeonato de Liga, la Primera División estaba formada por 16 equipos, y prácticamente acababa de comenzar la segunda vuelta liguera. El FC Barcelona estaba encaramado en la tercera posición, luchando por el título con el Real Madrid, futuro campeón, y Athletic Club, mientras que el Deportivo Alavés peleaba por evitar, primero, las dos plazas de descenso directo y, segundo, las dos plazas que llevaban a tener que jugar una promoción con equipos de Segunda División, ambas cosas, descenso directo y promoción eludió el conjunto albiazul al final de esta temporada, 1954-55.

El resultado del encuentro, 5-2 a favor del FC Barcelona es muy engañoso, ya que, a falta de 14 minutos para la finalización del mismo el conjunto catalán vencía por un apretado 3-2 y solamente dos genialidades del húngaro nacionalizado español, Ladislao Kubala, pudieron tirar abajo el gran entramado defensivo albiazul. El último de sus goles llegó a falta de tres minutos para finalizar el encuentro. A los seis minutos del inicio, Bixente Etxeandia puso el 0-1 en el marcador, en un mano a mano con Ramallets dentro del área, gol que igualaría el gallego Luis Suárez, el único balón de oro nacido en el Estado.

Con el 1-1 en el marcador se llegaría a un descanso que no sentaría nada bien a los albiazules, ya que, en los tres primeros minutos de la reanudación, Villaverde y Tejada pusieron el 3-1 en los cartones, pero el Alavés no se rinde, vuelve a plantar cara y de nuevo Etxeandia, al aprovechar un balón suelto en el área, vuelve a batir al guardameta internacional. Los goles del genio Kubala dan tranquilidad a los culés, pero a pesar de la derrota el Deportivo Alavés puede salir con la cabeza muy alta de Les Corts y habiendo batido en dos ocasiones al Gato de Maracaná, al igual que ocurriera en la primera vuelta en Mendizorroza.

Lo que opina: (La Vanguardia): "Debemos agradecer al Deportivo Alavés la lección que nos dio a todos. Perdió aplastado bajo el peso de su irresistible oponente, pero perdió jugando animosamente siempre, peleando con tesón desde el principio al fin, siendo el protagonista del encuentro".

(Mundo Deportivo): "El Deportivo Alavés le hizo al Barcelona un magnífico fútbol, sin emplear violencia y demostrando el cometido a llevar. El Alavés se atrevió a adelantarse en el marcador, obligando al Barcelona a emplearse a fondo".

También podía haber escrito sobre...

2 de enero de 1926. Entrega del Reglamento a los equipos que participan en el torneo organizado por el Alavés.

2 de enero de 1923. Toma posesión la nueva directiva, encargada del tránsito de poderes entre fundadores y nuevos.

2 de enero de 1981. Reunión consultiva de socios y aficionados, promovida por Javier Martínez Balza y Paco Galdos.