Dos niños muertos y ocho heridos en un choque frontal en Girona

El conductor de uno de los vehículos ha sido detenido al sospechar los Mossos que puede haberse quedado dormido

18.07.2021 | 13:19
Dos niños muertos y ocho heridos en un choque frontal en Girona

Los Mossos han detenido al conductor de uno de los dos turismos que esta noche han colisionado frontalmente en la C-63 en Vidreres (Girona), accidente en el que han fallecido dos menores de dos familias distintas y otras ocho personas han resultado heridas, tres de ellas graves, ha informado el Servei Català de Trànsit (SCT).

El accidente se ha producido sobre las 23:45 horas y cada uno de los menores fallecidos, un niño de 4 años y una adolescente de 13, viajaban como pasajeros en el asiento trasero de cada vehículo implicado.

Los Mossos han detenido a uno de los conductores por dos homicidios por imprudencia grave, ya que se baraja la hipótesis de que se ha dormido al volante, según ha informado el director general de los Mossos, Pere Ferrer, en una entrevista en el canal 3/24.

En uno de los turismos viajaban seis personas -el vehículo al parecer tenía capacidad para ello- y en el otro cuatro, según el SCT, y el balance total del siniestro es de dos fallecidos, 3 heridos graves, 3 menos graves y 2 leves.

Una de las víctimas ha podido ser rescatada con vida y trasladada por los efectivos del Sistema de Emergencias Médicas (SEM) al Hospital Trueta de Girona, donde ha muerto posteriormente.

El accidente se ha producido a la altura del kilómetro 6 de la C-63, en una recta con visibilidad que no es un punto negro de esa carretera, que une Lloret de Mar y Vidreres y que es muy transitada durante el verano.

Según ha explicado en el canal 3/24 el alcalde de Vidreres, Jordi Camps, uno de los coches llevaba matrícula alemana y circulaba en dirección a Lloret de Mar, y en el otro viajaba una familia de Sant Adrià del Besòs (Barcelona) que se dirigía a su segunda residencia en Vidreres.

Seis patrullas de los Mossos, dos de Bomberos y seis ambulancias del SEM han acudido al lugar del siniestro, que ha mantenido cortada la vía hasta las 03:35 horas.

El director general de los Mossos ha explicado que la principal hipótesis con la que trabajan es que el accidente se ha producido por la somnolencia del conductor detenido, que constituye una imprudencia grave.

"La somnolencia no viene de golpe, uno no se duerme de golpe al volante, es un proceso, y por tanto los conductores han de ser muy conscientes de que es una imprudencia grave, que hemos de evitarla. Hemos de hacer mucha concienciación sobre esto", ha dicho.

El responsable de la policía catalana ha recordado que cuando un conductor nota que se está durmiendo ha de parar el vehículo y descansar, y ha pedido mucha prudencia "porque todos los accidentes son evitables", ha señalado.

Con estas dos víctimas mortales, se elevan a 69 los fallecidos desde enero en accidentes de tráfico en las carreteras catalanas, 24 de los cuales eran motoristas.

noticias de noticiasdealava