Alerta mundial por el coronavirus

“Estamos revisando los protocolos del nuevo curso” “A partir de ciertas horas no se cumple la prevención” “Hay muchas infecciones en Bilbao, incluso en parques”

13.08.2020 | 23:21

Bilbao – La consejera de Salud, Nekane Murga, avanzó ayer que los protocolos que el Departamento de Educación remitió en julio a los centros escolares para que elaboren sus propios planes de contingencia de cara a que la vuelta al colesea "segura" están siendo revisados. La idea que barajaba Educación en julio, y que hasta la fecha mantiene, es que el nuevo curso arranque el 7 de septiembre de forma presencial en todos los ciclos –con 400.000 estudiantes y 28.000 profesionales–, bajo la premisa de la mascarilla obligatoria cuando no se guarde la distancia de un metro y medio. Además, se pretende priorizar la presencialidad del alumnado de Infantil, Primaria y Educación Especial en caso de que la pandemia empeore y haya que pasar al segundo escenario, un modelo híbrido con clases presenciales y a distancia. Murga afirmó que trabajan en las "medidas preventivas" para cumplir con su objetivo de una vuelta presencial, aunque reconoció que la situación es "cambiante" y que "trabajamos con escenarios hipotéticos", por lo que esperan que "de aquí a esa fecha, consigamos reducir los contagios". Fuentes del Departamento de Educación no aclararon en qué punto se haya la revisión de los protocolos y aseguraron que, por el momento, no han cambiado su criterio de no reducir la ratio de estudiantes por aula, tal y como reclaman las familias de las redes pública y concertada y los sindicatos del sector.

Bilbao – Lakua presentó alegaciones al recurso contencioso-administrativo planteado ante el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco por las asociaciones de hostelería de Bizkaia y Gipuzkoa, que reclaman la suspensión cautelar de las restricciones horarias al ocio nocturno. Murga explicó que las alegaciones se basan en la experiencia sobre dónde surgen los focos y en "las actividades que se han probado como causas de los brotes". "Cualquier tipo de actividad a partir de determinadas horas no cumple con el distanciamiento y las medidas de seguridad adecuadas", sostuvo. Y es que, según la consejera, en Euskadi se puede estar dando una transmisión comunitaria del virus en algunos colectivos "muy concretos y localizados", especialmente entre los jóvenes. "Presentan mayor probabilidad de que no haya focos definidos y haya transmisión comunitaria entre aquellos que comparten varios grupos o varias formas de ocio, pasando de estar a una playa, a un botellón o a un partido de fútbol", resaltó Murga.

Por ello, alabó la "extraordinaria labor" que realizan los profesionales encargados del rastreo de casos, que cifró en 270 personas en Osakidetza, que trabajan en red junto a "otros profesionales de Salud Laboral, medicina preventiva, unidades de vigilancia epidemiológica y Osalan". Su trabajo, indicó, logra detectar más casos y que la evolución de la curva epidemiológica sea "más aplanada".

Bilbao – La "severa" situación que atraviesa Bizkaia y sobre todo sus municipios más poblados –como Bilbao, Barakaldo y Basauri–, mantiene en vilo al Departamento de Salud que ayer advirtió de que la mayor expansión del virus en estas localidades se debe a que "existe mucha movilidad, por lo que limitar actividades que no son la causa de los contagios no tendría el efecto esperado". La consejera de Salud se mostró partidaria de que, a la hora de adoptar medidas, se tenga en cuenta el origen de los casos. "Debemos limitar al máximo aquellas actividades que supongan agruparnos", insistió, subrayando que hay "muchos focos que se producen a raíz de reuniones familiares y sociales como pueden ser las barbacoas porque en ese tipo de entornos nos confiamos más". "No se pueden hacer agrupaciones de veinte personas porque son peligrosas", reiteró. De hecho, afirmó que "tenemos identificados focos en parques de Bilbao. Y todavía no sabemos quién se infectó antes, si los padres o los niños", explicó.

En todo caso, Murga puso de manifiesto que "las estrategias de vigilancia y los planes de respuesta sanitaria no servirán de nada si la ciudadanía relaja su grado de concienciación y se mantienen contactos frecuentes y sin distanciamiento entre las personas". "Superar la pandemia fue éxito de la sociedad y ahora debemos evitar entre todos la transmisión del virus".