Los socios de investidura rechazan el pacto para renovar el Constitucional

Los representantes de PNV, ERC o EH Bildu no han asistido a la Comisión de Nombramientos del Congreso que examina a los cuatro candidatos a renovar el tribunal Constitucional

02.11.2021 | 12:24
El candidato del PP a uno de los puestos vacantes del Tribunal Constitucional, Enrique Arnaldo, durante la Comisión Consultiva de Nombramientos

Los socios parlamentarios del Gobierno de coalición, ERC y PNV se han ausentado de la Comisión de Nombramientos del Congreso que debe examinar a los cuatro candidatos para renovar el Tribunal Constitucional ante la presencia de Enrique Arnaldo Alcubilla o Concha Espejel, polémicos por su perfil político.

Además, el portavoz de Vox, Iván Espinosa de los Monteros, y el portavoz adjunto de Ciudadanos, Edmundo Bal, también han evidenciado su discrepancia y una vez que han intervenido en la comisión han decidido abandonarla.

Estos partidos critican no solo la falta de idoneidad de estas candidaturas por su perfil político sino también el pacto hecho por PP y PSOE para repartirse los órganos constitucionales.

La magistrada Concha Espejel fue apartada del caso Gürtel por su afinidad al PP mientras que Enrique Arnaldo Alcubilla desata la polémica por su colaboración directa con FAES y por estar presente en unas grabaciones en el marco del caso Lezo.

"No vamos a participar en esto. Es la culminación de un proceso en el que se falta al respeto a las instituciones", ha incidido Espinosa de los Monteros, que ha acusado a PP y PSOE de "debilitar el Estado" y a los populares de dar oxígeno a los separatistas y al Gobierno.

Por su parte, Bal ha sido tajante al señalar a Enrique Arnaldo como no idóneo y acusarle de "participar en este teatro... cuando aquí está todo el pescado vendido". "Aprecio su currículo vitae, espectacular, pero usted es nombrado por ser amigo de alguien del PP", le ha puntualizado el diputado de Ciudadanos, que ha recordado que le han grabado conversaciones en la Operación Lezo.

La formación naranja considera que ninguno de los candidatos parece imparcial y ha reiterado que el "bipartidismo se reparte el Estado para las sillas que no queden vacías".

Ciudadanos y Vox han abandonado la sala tras sus declaraciones mientras que en rueda de prensa en el Congreso el dirigente de Compromís ha dicho que también votará en contra de estos candidatos "de la infamia" y ha recordado que Enrique Arnaldo ha sido imputado por "soborno".

Se ha preguntado si el PSOE se va a "engullir el sapo" y Pedro Sánchez va a hacer como Poncio Pilatos y se a lavar las manos aduciendo que no es responsable de la propuesta planteada por el PP.

También desde la CUP, la diputada Mireia Vehí ha calificado esta comparecencia de "aberración jurídica y democrática" y ha criticado el "escándalo" de este pacto. "El PSOE prefiere regalarle al PP más sitios en la alta magistratura que abrir al resto de partidos el búnker del bipartidismo y del régimen del 78", ha puntualizado.

Por su parte, Unidas Podemos solo ha intervenido para valorar que Enrique Arnaldo haya sido observador internacional en el juicio de los jesuitas por la matanza de El Salvador y no ha entrado a hacer más consideraciones. Sin embargo, en una entrevista en RNE, el portavoz parlamentario Pablo Echenique ha dicho que "nos tenemos que tragar sapos en esta negociación y tragar perfiles del PP" con candidatos que son "militantes de su partido... pero si no, no habría renovación del Tribunal Constitucional".

"A cambio, el PP también se tiene que tragar otros sapos, que haya en la lista magistrados honestos, decentes progresistas que dictan sentencias ajustadas a derecho y no en base a su militancia política", ha recalcado.
A lo largo del día serán examinados en esta comisión, además de los cuatro candidatos a consejeros del Tribunal Constitucional, los otros seis propuestos para renovar el Tribunal de Cuentas.

noticias de noticiasdealava