Ortuzar avanza un ejecutivo con pocos cambios

El único nombre seguro es el de Idoia Mendia que entrará en el Gobierno Vasco tras rechazarlo en 2016

02.09.2020 | 00:55

Vitoria – Una vez firmado el acuerdo de coalición de gobierno y tras la investidura mañana de Iñigo Urkullu como lehendakari, la incógnita a despejar será la estructura del Ejecutivo y los nombres de los consejeros. El lehendakari guarda bajo siete llaves los dos secretos y no los desvelará previsiblemente hasta el sábado, día en el que jurará el cargo en la Casa de Juntas de Gernika. Lo único que se sabe es que finalmente Idoia Mendia entrará en el Gobierno, aunque se desconoce en qué consejería y si se creará una vicelehendakaritza para ella. Por lo demás, no habrá grandes cambios con respecto a la estructura y al equipo de gobierno actual, tal y como avanzó ayer el presidente del PNV, Andoni Ortuzar, aunque se da por hecho que habrá algunas bajas.

El burukide jeltzale adelantó que en la composición del nuevo Gobierno Vasco no habrá "grandes sorpresas" y explicó que tanto su partido como su socio en el Ejecutivo, el PSE, son "formaciones bastante previsibles". Preguntado por las personas que integrarán ese nuevo Ejecutivo, señaló que se trata de una cuestión que compete al lehendakari Urkullu y que será él el encargado de dar a conocer los nombres de sus consejeros. Tampoco quiso desvelar el número de carteras que habrá en el Gobierno, ni cuántas corresponderán a cada partido (ahora el PNV tiene 8 y el PSE 3). En el entorno del lehendakari se apunta que no variará mucho ese número y que incluso podría mantenerse esa cifra de consejeros, así como el reparto de carteras entre jeltzales y socialistas.

"Por respeto hay que esperar" a que el lehendakari anuncie los nombres tras su designación, señaló Mendia, cuya presencia en el Gobierno Vasco es la única confirmada por el momento. En este sentido, la dirigente socialista explicó que su llegada al Ejecutivo (ya fue portavoz y consejera de Justicia durante la legislatura de Patxi López) entra dentro de la normalidad y que lo realmente "novedoso" fue su decisión hace cuatro años de no formar parte del mismo porque "la bicefalia no era tradición" en su partido.

"Al Gobierno entro a trabajar", aseguró Mendia, que explicó que se ha decidido a formar parte del Gobierno –aún no se sabe que Departamento asumirá o si será vicelehendakari– por un "compromiso personal" ante la complicada situación que atraviesa Euskadi debido a la pandemia de coronavirus. "Ante las graves consecuencias de la pandemia, creo debemos arrimar el hombro todos y yo, como secretaria general, asumo esa responsabilidad en primera persona. Creo que es el momento de que me implique personalmente en la reconstrucción social y económica de Euskadi con mi participación en el futuro Gobierno", señaló Mendia en una carta a la militancia socialista, a través de las redes sociales.

A este respecto, Ortuzar dijo que el PNV no cree que la presencia de Mendia en el Gobierno pueda ser un problema. "Al contrario va a ser una oportunidad de todavía darle un mayor rango a la institución y de llevar al Consejo de Gobierno a la máxima responsable del partido coaligado. Eso es una buena cosa", precisó, y añadió: "Ha sido una decisión generosa que el PNV ve con buenos ojos". En el caso de concedérsele una vicelehendakaritza a Mendia, el lehendakari crearía otra más para un miembro del PNV, a fin de mantener la representatividad de las urnas en la composición de su Ejecutivo.