Diario de AlavaDiario de Noticias de Alava. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Alava

Mal barón y pésimo varón

Jueves, 4 de Octubre de 2018 - Actualizado a las 06:04h

La piloto española de 21 años Ana Carrasco posa con la medalla de campeona en Supersport 300 de superbikes.

La piloto española de 21 años Ana Carrasco posa con la medalla de campeona en Supersport 300 de superbikes. (Foto: Efe)

Galería Noticia

La piloto española de 21 años Ana Carrasco posa con la medalla de campeona en Supersport 300 de superbikes.

Alejandro Valverde, el ‘bala’, munición veterana pero clase a raudales hasta el arcoiris. 38 años de categoría.

Barça y Madrid, Madrid y Barça, tropiezo y caída, caída y..., me quejo del VAR...

El fútbol

No sé si hemos avanzado demasiado. A veces creo que sí -sobre todo en los días impares- pero en los días pares veo que seguimos inmersos en la Edad de las Cavernas, en la vertiente de los cavernícolas inadaptados. Les hablo del papel de la mujer en la sociedad actual, de la trascendencia real de más del 50% de cualquier sociedad. Unos días me inclino por el optimismo;otros, el optimismo se va a tomar por el culo. No quiero hablar de la indigna y cobarde violencia de género, de todas esas mujeres que hoy pueden estar leyendo estas líneas y mañana ser agredidas, humilladas, maltratadas… por el mero hecho de ser mujer. Alrededor de 70 cada año no pueden ni decir eso en España porque un hijoputa decide segarles su existencia. No quiero ir tan lejos. Me remito al trabajo, a su visibilidad, a sus condiciones laborales, a su estereotipo, a dar a luz, a lo que implica ser mujer y, por el hecho de serlo, lo que te penaliza. No tengo ni idea de lo que hablo porque carezco de tetas pero sí sé leer, ver e imaginar lo que una mujer sufre por el hecho de serlo. Y el mundo del deporte no escapa a esta balanza inclinada en la que los testículos pesan más que la vagina. Simeone declaraba la semana pasada, en vísperas del derbi ante el Madrid, que “este tipo de partidos es para hombres”. Flaco favor, Cholo, flaco favor… Nos queda a los hombres todo un mundo por recorrer en pos de que la estupidez masculina pierda peso en beneficio de la equidad. Conocíamos estos días la campaña “Referentes”, promovida por la Diputación Foral de Álava. Vivíamos hace pocas fechas éxitos como los de Carolina Marín, la selección española de baloncesto, Ana Carrasco -primera piloto en la historia en ganar un Mundial de Motociclismo-… Acierto incluso a vislumbrar cambios en el tratamiento informativo de los medios de comunicación, a buen seguro avergonzados de la cuota informativa de menos de un 10% para el universo mujer. La realidad vigente parece estar cambiando hasta que llega un día par y te despiertas con un hostión de pánico por causa de otra violación, otro asesinato… Los días pares resultan insufribles, nauseabundos, con mentes bárbaras capaces de asesinar a martillazos, con vecinos que miran hacia otro lado, con jueces que directamente no miran… Por fortuna llegan los días impares, como el protagonizado por el club de fútbol sala Burela, que ultima con la Asociación de Fútbol Sala femenino el primer convenio colectivo para mujeres deportistas, que incluye cláusulas inéditas como la renovación inmediata del contrato para las jugadoras embarazadas y ayudas para guarderías y libros de texto. Hace pocos años este avance hubiera sido tildado de herejía. Hoy en día la Liga española de Primera División femenina de fútbol sala está reconocida como la mejor del mundo, aunque ello no impide que las condiciones laborales resulten insufribles. Como dato nada anecdótico, una de sus referentes, Lorena Rubio, se retiró el año pasado tras 24 años en Primera, con un palmarés impresionante pero ningún día cotizado. Cuántos días pares tiene el maldito calendario… Y más si lanzamos la vista atrás y recordamos la historia, más o menos reciente, más y más sangrante. Así, en 1896, anteayer mismo, el insigne fundador de los Juegos Olímpicos modernos, el barón de Coubertin, aseveraba que “sin importar qué tan fuerte sea una atleta, su organismo no está hecho para soportar ciertos shocks”. Palabras de mal barón y pésimo varón. Su oposición hizo que hasta 1900 la mujer no estuviera presente en unos Juegos, los de París. Hasta Amsterdam 1928 se les impidió competir en disciplinas de atletismo, hasta Munich 72 no se celebró el 1.500 metros femenino o hasta Los Ángeles 84 el 3.000 también femenino. Estos ejemplos, efectivamente, sirven para demostrar que la evolución de la sociedad -en general- ha sido espectacular, con diferencias abismales entre países y culturas. Pero de espectacular a total el trecho es inmenso, como inmenso es el dolor que producen los días pares, como inmenso es el dolor de parir y sufrir por ello durante toda la vida.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Álava se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    Más sobre ¡Qué mundo!

    ir a ¡Qué mundo! »

    • Avda. Gasteiz 22 bis 1ª Oficina 13 Vitoria - Gasteiz
    • Tel 945 163 100, Fax Administración 945 154 344, Fax Redacción 945 154 346

    • Oficina Comercial: Calle Portal del Rey 24 (Esquina calle Paz), Tel 945 201000, oficinacomercial@noticiasdealava.eus