Diario de AlavaDiario de Noticias de Alava. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Alava
Iñigo Torres Director general del Grupo Rioja

“La palabra que es más relevante en la DOC para mantener el valor y la rentabilidad es equilibrio”

La actividad en el sector vinícola es frenética con una nueva vendimia en el horizonte y cuestiones internas de organización de su actividad en el colectivo

Pablo José Pérez - Domingo, 29 de Julio de 2018 - Actualizado a las 06:03h

Iñigo Torres, Director general del Grupo Rioja

Iñigo Torres, Director general del Grupo Rioja (Pablo José Pérez)

Galería Noticia

Iñigo Torres, Director general del Grupo Rioja

Logroño- Iñigo Torres es el director general del Grupo Rioja, el mayor grupo comercializador de la Denominación y un gigante de los vinos de calidad, ya que en ese colectivo están bodegas como Faustino, Marqués de Riscal, Marqués de Carrión, Ysios, El Coto de Rioja y muchas más. El grupo lo preside Fernando Salamero, actual presidente también de la Interprofesional del Vino de Rioja y presidente del Consejo Regulador. Por su parte, Torres procede de la Agrupación de Bodegas Centenarias y Tradicionales (ABC) y es miembro del Consejo donde ha presidido la Comisión de Estrategia y, en la actual legislatura, la de Promoción

Hace un año que se aprobaron las modificaciones al pliego de condiciones de la Denominación. ¿Qué balance hace el Grupo Rioja, su director general, de esta transformación?

-Entiendo que, al hablar de las modificaciones, se refiere a la creación de ‘viñedos singulares’, a la incorporación de estos viñedos y la actualización de los vinos de zona y municipio. Estos estaban ya previstos en el reglamento y a los vinos de zona les dimos un mayor protagonismo en la etiqueta, un mayor tamaño. En el caso de los vinos de municipio, los desarrollarmos paralelamente a los vinos de zona, porque, aunque estaban previstos también hace tiempo, no se habían desarrollado. Y finalmente incluimos los espumosos. Yo creo que la valoración es positiva, se van cumpliendo los pasos. Obviamente una vez acordada, la modificación del pliego de condiciones no ha sido efectiva hasta hace unos pocos meses, tres o cuatro, porque con la decisión que se tomó en agosto, en el pleno extraordinario del año pasado, se puso en marcha un procedimiento administrativo bastante complejo que se extiende durante varios meses hasta que finaliza su aprobación.

Pero aún falta la aprobación definitiva por parte de la Comisión Europea.

-Lo que pasa es que las modificaciones del pliego de condiciones de carácter menor, como son estas, en principio son aplicables desde que la Unión Europea manda el recibí. Posteriormente, como bien dice, la Comisión Europea modificará el pliego de condiciones, aunque suele tardar bastante por la burocracia de Bruselas. Por lo tanto, son ya efectivas desde hace 3 o 4 meses.

Por lo tanto los procesos ya son efectivos.

-Así es. Todos los pasos están siendo completados y todas estas novedades, que en un tiempo han sido muchas, cosa con la que yo a veces ironizo, pues decían que el Rioja no se movía y ahora dicen que nos movemos demasiado deprisa. Lo que estamos haciendo es una campaña para comunicar todas estas novedades para explicar a los periodistas y a los profesionales, todas las novedades que hemos aprobado, los requisitos que tienen y un poco por qué hemos aprobado las nuevas menciones.

¿Se trata así de trasladar esa información a los consumidores, a los compradores de vino?

-Claro. La idea es contar a los consumidores de dónde vienen esas uvas, de ahí esas menciones de carácter geográfico, o explicar qué es el viñedo singular, que en este caso trata de un viñedo especial, excepcional por sus cualidades. Esa es la fase en la que nos encontramos, en todos los actos se comunica, se explican estas nuevas menciones y luego la promoción, no se puede promocionar algo que luego el consumidor no puede beber. Ya estamos empezando a promocionar los vinos de zona, que es lo que más hay, y en el futuro los vinos de municipio y los viñedos singulares cuando sea.

Este último lleva una tramitación más amplia.

-Sí, porque el viñedo singular, como es sabido, es una figura de aprobación más compleja y conlleva un procedimiento administrativo bastante complicado. Yo calculo que lo podremos empezar a ver a partir de la mitad del año que viene. Vamos cumpliendo con una secuencia lógica, cumpliendo los pasos y los compromisos que se adoptaron y por tanto, la cosa va muy bien gracias a la receptividad por parte de prescriptores, periodistas, los profesionales. Sobre todo cuando nuestras menciones tradicionales de joven, crianza, reserva e son menciones absolutamente compatibles.

Desde Rioja Alavesa se quejan algunos sectores de que no se está promocionando debidamente los vinos de nuevo cuño. ¿Qué opina?

-Yo no quiero entrar en polémica. Creo que lo que se acordó se está cumpliendo debidamente. Quienes piensen que no, no hacen una buena interpretación del acuerdo. Hemos aprobado estas nuevas menciones y queremos explicarlas y demostrarlas, porque es importante explicar en qué consisten, pues no son menciones normales y hay que ejercer una buena pedagogía. Con la nueva campañaSaber quién eres estamos llegando a los diferentes lugares de Europa. Creemos que esto está saliendo como debe ser.

Hubo gente que se sorprendió en agosto del año pasado cuando se hicieron públicas las nuevas variedades. Sin embargo, es un tema del que se lleva hablando mucho tiempo. Desde antes de surgir los contratiempos que hubo con Abra.

-Le puedo decir que Rioja hace las cosas como las debe hacer: escuchando al consumidor. Y el consumidor quería más información, sobre todo del origen de las uvas. Por eso veníamos trabajando con estos temas desde hace mucho tiempo y estaba previsto el desarrollo de estas menciones geográficas más locales. Siendo presidente del Comité Estratégico ya se estaba estudiando y de eso hace 4 o 5 años. El Consejo Regulador toma decisiones no contra nadie, sino en respuesta a los mercados. Por eso hacemos las cosas que creemos que son las mejores para el Rioja en esos mercados y basándonos en la información.

Hablando de información, la etiqueta del Rioja tiene su propia composición y sus datos, pero está abierto también el debate con la Comisión Europea sobre si se debe ampliar esa información con muchos más datos ¿Cómo llevan esa iniciativa comunitaria?

-Hay dos cuestiones que la comunidad europea reclama al vino en el etiquetado. Una de ellas es la información nutricional y otra el listado de ingredientes. En ese sentido la Comisión Europea dejó la posibilidad de que las patronales de bebidas alcohólicas, entre las cuales está el vino, hiciera una propuesta de autorregulación donde el propio sector propusiera a la Comisión cómo recoger ese tipo de cuestiones. Esto se está debatiendo en Bruselas y a día de hoy, la información nutricional, parece que ya va a estar incluida.

¿Qué información llevará?

-Se tendrán que indicar las calorías cada 100 milílitros de vino y en cuanto al tema de ingredientes, es más complicado porque es difícil averiguar los nutrientes exactos de las uvas, hay que determinar primero cuáles son ingredientes. En cualquiera de los casos, la información sería más densa y no habría mucho espacio en unas etiquetas que de por sí son muy complejas. Quieren que o bien con un QR o con un link, cualquier consumidor con teléfono móvil pueda ver el listado de ingredientes y simplificar todavía más las etiquetas. Nosotros apoyamos las propuestas de la federación española, que es una solución intermedia que aspira a equilibrar las necesidades de las bodegas con los requisitos que nos exigen desde Bruselas

También hay una cierta inquietud con respecto a las ventas de vino. ¿Es cierto que se ha producido un descenso?

-Bueno, ha caído de manera general. La razón fue la cosecha de 2017 que, por las heladas y sequía, los precios aumentaron. No había suficiente materia prima y aún está repercutiendo en el mercado, con cada vez menor influencia. La denominación se encuentra desequilibrada. La ratio ha caído mucho. ¿cuál es la fórmula para volver a retomar las ventas? Pues volver a reequilibrar la denominación, y de ahí el esfuerzo que estamos haciendo para la renovación de las normas de campaña en el año 2018 y poniendo en marcha nuevas herramientas novedosas, como el stock cualitativo, que ya están generando muchas preguntas por parte de otras denominaciones de origen que han visto como Rioja está poniendo soluciones a problemas que ha sufrido o que puede sufrir y consideran que es una herramienta muy necesaria. Un ejemplo es que a la semana de aplicar esto en el Rioja, se publicaba que en Francia había aumentado también sus reservas en el caso de que los agentes climatológicos decidieran aparecer para reducir sus consecuencias. El Rioja muestra liderazgo en el mercado del vino nacional y nos encontramos en línea con los principales países productores.

En cuanto a precios se comenta muchas veces la necesidad de valorizar los precios del vino- En ocasiones las estadísticas o los cometarios dejan ver que los vinos se exportan a precios que rondan los dos euros.

-Con el tema de precios siempre hay que tener prudencia. Realmente el precio medio del litro de Rioja está por encima de 4,50 euros en exportación. Esos precios de 1 o 1,50 ó 2 están en el acervo popular, pero no son reales. Por supuesto que a todos nos gustaría incrementar los precios de venta. Y también es verdad que la Denominación los va incrementando. Pero esto tiene que ser algo progresivo. Aquí no se puede subir de golpe un 30 por ciento porque automáticamente el mercado te devuelve una reducción de las ventas. Y eso conlleva un desequilibrio. Y la palabra que es más relevante en la Denominación para mantener el valor y la rentabilidad en toda la cadena, tanto en explotaciones como en bodegas es equilibrio

¿Cuál es el camino entonces?

-Nuestra estrategia debe ser ir incrementando poco a poco el valor de nuestros productos, pero sabiendo que este es un camino que no acepta atajos. Poso a poco y mejorando nuestros productos y ofreciendo al consumidor cosas nuevas es cómo se debe hacer el camino. Creo que el Rioja lo va haciendo cada día mejor, se va mejorando el valor de nuestros productos y no debemos olvidarnos que también debemos aumentar el volumen de nuestras ventas. Tenemos 65.000 hectáreas en producción y hay que vender esos vinos. Y volumen y valor son los que muestran la riqueza de un territorio.

Se habla del poder que tiene el Grupo Rioja como grupo inmensamente mayoritario en el Consejo y en la Interprofesional.

-En Grupo Rioja, si hablamos de cuestiones macroeconómicas, representa casi el 80 por ciento de la comercialización en valor de los vinos de la DO Rioja. Y ese 80 por ciento no está centrado en una de las zonas (Rioja Alavesa, Rioja Alta y Oriental), sino repartido en ellas. Por lo tanto ese es el valor que representan sus empresas, que son grandes, pequeñas y medianas;centenarias y modernas, hay de todo. Y en esta región de apenas 250.000 habitantes, y me refiero a la región vitivinícola Rioja, a Grupo Rioja, de forma directa o indirecta a través de cooperativas, le venden sus uvas más de 11.500 viticultores, de los 15.000 que hay. Que las compañías del Grupo tienen más de 2.700 empleados. Eso quiere decir que dentro del Grupo están las compañías que están soportando toda la riqueza, tanto a nivel económico como social de esta Denominación.

En su momento la calificación como Patrimonio de la Humanidad de Paisajes del Viñedo fracasó por la falta de homogeneidad del territorio. ¿Apoyarían desde Grupo Rioja una candidatura de Rioja Alavesa y la Sonsierra?

-La verdad es que todo ese procedimiento no se llevó ni desde el Consejo no desde las asociaciones. Fue una iniciativa de los gobiernos autonómicos, Ellos fueron los que estuvieron mirando cual podía ser la extensión, la zona núcleo y la zona tampón, como denominaban a las zonas. Fue algo que nosotros no desarrollamos. Creo que cualquier reconocimiento a Rioja, sobre todo a nivel de Unesco, puede ser muy importante a nivel de sector y de enoturismo. En cuanto a la extensión nosotros no somos los competentes para fijarla. Nosotros lo que hacemos es defender la Denominación Calificada Rioja y ahí están todos esos pueblos cada uno con sus características a quienes se puede dar protagonismo a cada uno de ellos.

¿Cómo director general del grupo es más fácil relacionarse con el gobierno vasco que con ABRA?

-Como Grupo Rioja nos relacionamos con todo el mundo, Si nos relacionamos con los gobiernos autónomos somos muy exquisitos en la equidistancia que tenemos con los tres gobiernos. Para nosotros es exactamente igual el gobierno de La Rioja, que el Vasco o el Navarro. En cuanto a las asociaciones, en este caso con ABRA, no tenemos ningún problema con ninguna. Nuestro grupo se relaciona con todas las asociaciones que están en el Consejo Regulador. Podemos estar de acuerdo o no con un tema. Nos llevamos bien aunque cada uno defendemos nuestros intereses. Pero también creo que todos debemos hacer un esfuerzo por defender los intereses del Rioja.

las claves

“El precio medio del litro

de Rioja está por encima

de los 4,50 euros. Las cantidades por debajo

de eso no son reales”

“Las heladas y sequía

de la cosecha 2017 hicieron

aumentar el precio al no tener suficiente materia prima para elaborar vino”

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Álava se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    Más sobre ¡Qué mundo!

    ir a ¡Qué mundo! »

    • Avda. Gasteiz 22 bis 1ª Oficina 13 Vitoria - Gasteiz
    • Tel 945 163 100, Fax Administración 945 154 344, Fax Redacción 945 154 346

    • Oficina Comercial: Calle Portal del Rey 24 (Esquina calle Paz), Tel 945 201000, oficinacomercial@noticiasdealava.eus