Diario de AlavaDiario de Noticias de Alava. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Alava
Agujero

Permeable en exceso

El Alavés pierde su solidez defensiva y, sin esa seña identitaria, llega la serie de malos resultados

Borja Mallo Ruben Plaza - Viernes, 16 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:04h

La defensa del Deportivo Alavés ha sufrido mucho para contener a sus rivales en los últimos compromisos ligueros.

La defensa del Deportivo Alavés ha sufrido mucho para contener a sus rivales en los últimos compromisos ligueros.

Galería Noticia

La defensa del Deportivo Alavés ha sufrido mucho para contener a sus rivales en los últimos compromisos ligueros.

Vitoria- El Deportivo Alavés presenta un balance de tres derrotas y una sola victoria en sus cuatro últimos encuentros y se ha metido de lleno en ese bache de resultados que Abelardo llevaba tiempo prediciendo. Los límites de la perfección que estaba rozando en la fase anterior no se iban a mantener perennemente y un pequeño bajón en algunos apartados fundamentales para este colectivo ha venido acompañado de la actual serie negativa. De todos ellos, el más reseñable sea la pérdida de la fiabilidad defensiva que El Glorioso venía ofreciendo durante toda la etapa del preparador asturiano. Una solidez dinamitada en las últimas comparecencias con algunos errores gruesos y que se trata de un factor clave para entender la situación actual.

Desde su primer día en el club, el preparador gijonés insistió con vehemencia en la necesidad de que su Alavés mejorase en el plano de la contención. “Se va a salvar el que mejor defienda”, repitió una y otra vez. Y a hacer valer ese discurso se aplicó desde el principio, imprimiendo en el equipo albiazul un sello de equipo tremendamente solvente en ese apartado y con capacidad para hacer sufrir a sus rivales con su intrincada tela de araña.

Desde muy pronto, los rivales se dieron cuenta de que al equipo dirigido por Abelardo meterle un gol no iba a resultar nada sencillo. Presión adelantada sobre balón desde la primera línea, dos mediocentros de enorme trabajo que aportaban equilibrio y una defensa equilibrada y ganando metros hacia el medio campo en vez de acercarse a la portería, donde incluso se recuperó la mejor versión de Fernando Pacheco.

En una Primera División en la que dejar la portería a cero es prácticamente imposible, el entrenador asturiano lo consiguió hasta el cuatro ocasiones (Las Palmas, Málaga, Sevilla y Deportivo) en sus primeros once compromisos ligueros. Con un solo tanto en contra se fue ante Atlético de Madrid, Celta y Villarreal, mientras que dos recibió ante Girona, Athletic, Leganés y Barcelona. Más allá de los números absolutos -maravillosos, ya que suponen una media de un solo tanto encajado por encuentro, lo que en el global del curso solo mejoran Barcelona, Atlético y Getafe-, en algunos de estos partidos realizó exhibiciones defensivas tremendas, anulando por momentos a equipos con una capacidad ofensiva tremenda y que tuvieron que sudar tinta para conseguir superar el sistema de contención de los alavesistas.

Además, los errores de relevancia tampoco abundaron. Un fallo de marcaje de Maripán en el gol de Etxeita en San Mamés o el mal despeje de Alexis que supuso el empate del Leganés se pueden englobar en ese apartado. Muy poco más, ya que la mayoría de los tantos encajados en ese periplo vinieron marcados por la calidad de los rivales, que es una cuestión que también juega en estos casos.

Errores gruesos La tendencia en los últimos encuentros ha variado de forma relevante en contra de los intereses albiazules. Nueve goles en cuatro encuentros -una media de 2,25 por partido- y eso a pesar de que ante el levante Pacheco dejó de nuevo su portería a cero. Las cifras absolutas ya señalan que el equipo ha empeorado en este apartado y las sensaciones no hacen sino confirmar esa tendencia. En las últimas jornadas, hacerle goles y ocasiones al Alavés ha sido bastante más sencillo. Y no pocas veces esos tantos han venido marcados por errores de calibre mayor, algunos impropios en la categoría.

La pérdida en el centro del campo de Alexis en el Bernabéu, el mal pase hacia atrás de Ibai en Anoeta, los despistes en los saques de esquina ante la Real Sociedad y el Betis... Fallos individuales, pero también colectivos. Y es que la sensación de endeblez que el equipo vitoriano ha transmitido en los últimos partidos ha sido bastante evidente.

Este incremento en las dianas encajadas es clave para entender la crisis que está atravesando un equipo al que no le sobran los argumentos para equilibrar la balanza por el lado del ataque. Hay quien cuenta con una ofensiva demoledora que le permite maquillar unos registros defensivos pobres, pero no es el caso de un Glorioso que tiene la obligación de sacar petróleo de cada gol para tener opciones.

La cifra

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Álava se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    Más sobre ¡Qué mundo!

    ir a ¡Qué mundo! »

    • Avda. Gasteiz 22 bis 1ª Oficina 13 Vitoria - Gasteiz
    • Tel 945 163 100, Fax Administración 945 154 344, Fax Redacción 945 154 346

    • Oficina Comercial: Calle Portal del Rey 24 (Esquina calle Paz), Tel 945 201000, oficinacomercial@noticiasdealava.eus