Diario de AlavaDiario de Noticias de Alava. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Alava

La suficiencia del grande

Sin alardes y pese a su discreta versión en el Olímpico, el Baskonia doma sin ningún apuro a un Joventut con carencias sangrantes

Oscar San Martín - Lunes, 12 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:04h

Marcelinho se dispone a dejar una bandeja ante Jordan y López-Arostegui. Fotos: Área 11

Marcelinho se dispone a dejar una bandeja ante Jordan y López-Arostegui. Fotos: Área 11

Galería Noticia

Marcelinho se dispone a dejar una bandeja ante Jordan y López-Arostegui. Fotos: Área 11Garino, muy poco productivo en ataque, realiza un tiro con su mano izquierda.

61

75

pedro martínez

Conservadurismo lógico. El calendario brindaba ayer una ocasión de oro para preservar la salud de los tocados y oxigenar a otros jugadores con muchos kilómetros en las piernas. Pese a las limitaciones verdinegras, Malmanis y Vildoza no aprovecharon su oportunidad. Sí lo hizo un Ilimane pletórico atrás. Reincidió en su apuesta por dos hombres altos y también utilizó a Timma como falso cuatro.

las claves

Esfuerzo justo. En un partido soporífero y accidentado por las lesiones de Birgander y Huertas, el Baskonia se impuso con la ley del mínimo esfuerzo al aprovechar las carencias verdinegras.

Rigor en entredicho. El juego del equipo vitoriano estuvo esta vez lejos de la excelencia. Prueba de ello fueron las 23 pérdidas, algunas de ellas muy groseras que en cualquier otra circunstancia hubiesen costado muy caro. Enfrente estaba el colista liguero.

Fantasmagórica ‘Penya’. La consecuencia de la crítica situación de un histórico de la ACB asomado al precipicio de la LEB Oro es una plantilla de ínfima calidad que acumula once derrotas seguidas y no gana desde el pasado 27 de diciembre.

Entre las innumerables victorias del Baskonia a lo largo de su historia, seguramente la de ayer no habrá sido ni de las más lustrosas ni perdurará excesivo tiempo en la retina de sus aficionados. Ni las ausencias capitales de Granger y Shengelia en su engranaje, ni su aparente desgana en determinadas fases de la matinal ni especialmente su falta de clarividencia en ataque, traducida en la friolera de 23 pérdidas, impidieron la sexta victoria consecutiva en el frente doméstico en el Olímpico de Badalona, testigo de un encuentro soporífero ante las terribles limitaciones de un Joventut asomado ya al precipicio de la LEB Oro. La consecuencia de la galopante crisis institucional de la Penya, un otrora grande de la ACB que libra actualmente una dura batalla contra su supervivencia y envió ayer el enésimo SOS antes del salto inicial mediante una pancarta lucida por jóvenes de su cantera en el centro de la cancha, es una plantilla de una ínfima calidad a la que el Baskonia zarandeó sin sobresaltos.

En una matinal tediosa y accidentada por los golpes de diversa consideración que afectaron a Birgander y Marcelinho, un equipo vitoriano de servicios mínimos mantuvo la velocidad de crucero pese a sus múltiples concesiones. La sideral diferencia entre dos contendientes distanciados por un mundo quedó plasmada con toda su crudeza. El calendario brindaba una oportunidad inmejorable para preservar a los jugadorestocados y también oxigenar a otros que acumulan muchos kilómetros en sus piernas. Ese conservadurismo de Pedro Martínez quedó patente desde el salto inicial, pero ni siquiera así un fantasmagórico Joventut encontró alguna rendija por la que discutir la hegemonía alavesa.

A las puertas del trascendental duelo continental ante el Zalgiris, la plácida victoria dejó como aspecto más negativo un nuevo sobresalto a nivel físico con la posible lesión en la muñeca izquierda de Marcelinho, el guía espiritual de las últimas jornadas. Mediado el tercer cuarto, el base brasileño se lastimó la articulación en su intento de dejar una bandeja y debió enfilar el camino del banquillo entre intensos dolores. Pese a que retornó en los minutos finales ante la inseguridad de Vildoza, cuyo pique con Laprovittola no condujo a nada positivo, e incluso se permitió el lujo de anotar un triple, lo hizo con unas limitaciones evidentes y quedando al margen de los compañeros en las jugadas de ataque. Las pruebas de las próximas horas determinarán la gravedad del percance, que desde luego llega en el peor momento cuando estaba recuperando las buenas sensaciones.

por inerciaEl Baskonia impuso el peso de la lógica y solventó el trámite con la ley del mínimo esfuerzo. La abrumadora superioridad física de Voigtmann en la pintura (16 puntos y 14 rebotes) a la hora de castigar la precariedad interior catalana, los destellos de un Timma que disputó bastantes minutos como cuatro y la voracidad atrás de Ilimane, de largo el azulgrana más intenso en tierras catalanas cuyos enormes tentáculos arruinaron todas las cometidas de Jordan, constituyeron los aislados halos de luz en medio de tanta oscuridad. El Joventut llegó vivo a duras penas al descanso gracias al empuje de López-Arostegui, pero se derrumbó a continuación sin más recursos que el juego de espaldas de Jordan y la pillería del exazulgrana Laprovittola, astuto a la hora de buscar las cosquillas a Vildoza.

Sin hacer nada del otro mundo y limitado a aprovechar la ternura e inoperancia de los verdinegros, el Baskonia se despegó en el marcador con suma facilidad ante un anfitrión cuya última alegría en la ACB data del lejano 27 de diciembre. Compitió en todo momento la escuadra vitoriana con el freno de mano puesto, pero aun así anduvo sobrado en la guarida de un colista reo del desacierto y sus carencias. Sin necesidad de alardes ni descollantes apariciones a nivel individual, el Baskonia quemó con oficio una nueva etapa de la fase regular y se mantiene en la carrera por la segunda posición. Su juego estuvo alejado de la excelencia y, de hecho, se contagió de la mediocridad del Joventut con errores de todo tipo, algunos groseros a la hora de poner el balón en juego desde la línea de fondo. Poco importó que sus dígitos alcanzaran esta vez unos guarismos discretos. En medio de un calendario tan exigente, nunca está de más una sesión de baño y masaje.

la figura

La precariedad interior del Joventut fue aprovechada por el alemán, amo y señor debajo de los tableros. Ante sus diminutos pares, alcanzó las dobles figuras con una suficiencia atroz.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Álava se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    Más sobre ¡Qué mundo!

    ir a ¡Qué mundo! »

    • Avda. Gasteiz 22 bis 1ª Oficina 13 Vitoria - Gasteiz
    • Tel 945 163 100, Fax Administración 945 154 344, Fax Redacción 945 154 346

    • Oficina Comercial: Calle Portal del Rey 24 (Esquina calle Paz), Tel 945 201000, oficinacomercial@noticiasdealava.eus