Diario de AlavaDiario de Noticias de Alava. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Alava
Igone Martínez de Luna diputada foral de Euskera, Cultura y deporte

“Con el sector y las cuadrillas conformaremos la Mesa de Coordinación del Plan de Cultura, que tendrá 24 componentes"

Puede que la legislatura ya vea cerca el horizonte pero la diputada de Euskera, Cultura y Deporte está convencida de que en el próximo año “vamos a seguir trabajando con la misma intensidad del primer día;hay mucho por hacer”, afirma Igone Martínez de Luna.

Una entrevista de Carlos González Fotografía José Ramón Gómez - Domingo, 11 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:04h

Igone Martínez de Luna, diputada foral de Euskera, Cultura y deporte.

Igone Martínez de Luna, diputada foral de Euskera, Cultura y deporte.

Galería Noticia

Igone Martínez de Luna, diputada foral de Euskera, Cultura y deporte.

Vitoria- En una semana marcada de manera especial por lo sucedido el pasado jueves, Igone Martínez de Luna mira los próximos pasos que dará la Diputación antes de que termine la presente legislatura, un camino que pasa, mañana mismo, por la presentación de la imagen que divulgará el Plan Estratégico de Cultura de Álava y de varias nuevas medidas para el sector.

Como mujer y política, ¿qué reflexiones le merece todo lo que ha ocurrido estos últimos días en torno al 8 de marzo?

-Creo que habrá un antes y un después del 8 de marzo de 2018. A nivel de Euskal Herria, las manifestaciones fueron multitudinarias. Las mujeres, acompañadas también de muchos hombres, salimos a la calle a reclamar la igualdad a la que aspiramos en todos los ámbitos y sectores. A nivel personal, una de las cosas que más me congratuló tanto en la concentración a la que asistí como en el homenaje a María Jesús Aguirre fue encontrarme con mujeres de todas las edades, desde las jóvenes más reivindicativas hasta mujeres que, perfectamente, podían ser de la edad de mi madre, que lo tuvieron realmente difícil. En el caso de ama, por ejemplo, tuvo que dejar de trabajar cuando se casó. Ese ambiente intergeneracional me gustó mucho. Compartir ese momento y esas reivindicaciones con mujeres de distintas edades e ideologías fue algo muy importante.

Traducir esas reclamaciones en hechos dentro de la Diputación, ¿cómo se hace?

-En mi caso, la cuestión de la igualdad es transversal en todo lo que hago. De hecho, suelo marear bastante a los técnicos y técnicas con este tema. Y en las políticas que tengo que implementar, que son competencia de mi departamento, la transversalidad de la igualdad es constante. Es algo que está en mi ADN y lo aplico en todas las cuestiones en las que puedo decidir.

¿Su carrera política hubiera sido diferente o más fácil de haber sido hombre?

-No lo sé. La verdad es que a lo largo de mi vida política no he tenido nunca la sensación de que por ser mujer he ido más allá ni tampoco de que me han puesto más piedras en el camino.

En poco más de un año, el 9 de junio, llegarán las elecciones forales. ¿Un segundo mandato?

-Todavía me quedan quince meses para seguir trabajando a tope. Cuando llegue el proceso de elaboración de listas, el Partido Nacionalista Vasco decidirá la oportunidad o no de que concurra en ellas. No me preocupa, de verdad. Lo único que sí quiero es agradecer la confianza que el diputado general depositó en mí para esta legislatura. Creo que ha conformado un equipo de trabajo sólido, consistente, con ilusión y ganas.

Pero cuando llegan años electorales de estos, siempre suele darse un parón en el trabajo de las administraciones.

-La legislatura terminará cuando se conformen las próximas Juntas y hasta entonces seguiremos trabajando. Hay mucho por hacer y vamos a seguir trabajando con la misma intensidad del primer día.

Al principio de esta legislatura, uno de los principales objetivos era la elaboración y aprobación del Plan Estratégico de Cultura, que vio la luz hace más o menos un año. ¿Ya están los deberes hechos o es el principio de la tarea?

-Es el principio. Es dotar al territorio de unos programas y unas acciones que han nacido de un proceso participativo con el sector y en el que se han implicado los técnicos y técnicas de Cultura de las cuadrillas y de los ayuntamientos. El Plan es un arranque, una serie de medidas y programas para poner las políticas culturales públicas en el centro de la actuación de la Diputación Foral de Álava y del territorio. En ese sentido, el Plan no es un fin en sí mismo, sino un instrumento con una serie de caminos que se irán adaptando a las necesidades y al devenir de lo que, principalmente, el sector y los agentes culturales quieran para el territorio.

Aquí se habla mucho de términos como la co-gestión o la co-decisión con el ámbito privado y asociativo que muchas veces no se sabe muy bien cómo afrontar.

-La gestión corresponde al departamento de Euskera, Cultura y Deporte pero es voluntad de quienes conformamos este equipo brindar la posibilidad de que participe el sector, los agentes y los técnicos y técnicas de cultura en igualdad de condiciones. Por eso vamos a conformar en breve la Mesa de Coordinación y Seguimiento del Plan, que va a estar conformada por 24 personas, que va a ser paritaria, que va a cuidar el equilibrio territorial y que va a mirar por salvar la brecha generacional que está detectando el propio sector. Queremos que en esa Mesa estén presentes las nuevas generaciones sin olvidar a los que hasta el momento han estado en primera línea.

¿Teme que tras las elecciones, si hay un cambio de gobierno, llegue alguien que pare el Plan?

-No creo que eso se produzca porque este Plan salió adelante con el apoyo unánime de todos los grupos de las Juntas Generales de Álava. Realizaron aportaciones que, evidentemente, mejoraron el Plan, pero se aprobó por unanimidad. Con lo cual, creo que es una herramienta absolutamente válida para quien pueda conformar el siguiente gobierno foral.

¿Cómo va a trabajar la Mesa que mencionaba antes?

-La Mesa se constituirá por un Decreto Foral que dirá cuáles son los objetivos, las funciones... En principio, tendrá dos sesiones ordinarias al año, pero como en todo órgano colegiado existirá la posibilidad de hacer reuniones extraordinarias si alguien lo solicita.

Desde el principio de esta legislatura, otro de sus empeños ha sido reformular el Museo de Ciencias Naturales de Álava, pero el tiempo se agota y...

-Hemos hecho cosas. Es público que creamos un grupo de trabajo interinstitucional con el Ayuntamiento de Vitoria y el Gobierno Vasco para definir entre todos ese modelo de infraestructura cultural y científica relacionada con las ciencias naturales que sea garante del patrimonio, que se capaz de investigar los fondos que tenemos y de generar y transmitir conocimiento, y que sea un centro referente. Estamos de acuerdo en la definición del modelo, en que tiene que ser una infraestructura renovada que refuerce, además, la marca Green de Gasteiz, la visibilidad de los fondos que tenemos, y que sea un elemento catalizador de la sensibilidad ambientalista y naturalista que existe en el territorio. El Ayuntamiento está volcado, muy ilusionado con esta nueva infraestructura científico-cultural. En estos momentos, estamos a la espera de la respuesta del Gobierno Vasco, de que defina cómo lo ve y se posicione.

Es una administración a la que, por lo menos en el plano cultural, siempre se le ha achacado desde Álava su falta de apoyo al territorio...

-La sintonía de nuestro departamento con el de Cultura y Política Lingüística del Gobierno Vasco en la legislatura actual es total. De hecho, hemos conseguido que aumente la aportación a Artium, que siga manteniéndose en la Fundación Catedral Santa María, que haga una aportación muy importante para la renovación de la muralla de Iruña-Veleia... La sintonía es total. De hecho, ellos reconocen que no han tenido una interlocución tan buena con el departamento foral de Euskera, Cultura y Deporte hasta la fecha. También vamos a colaborar en algunas de las acciones que vamos a implementar dentro del Plan Estratégico de Cultura. En los proyectos que van surgiendo, vamos sumando. Y en esa relación institucional no me quiero olvidar del Ayuntamiento de Vitoria, con el que cada vez estamos más coordinados.

Pues el Consistorio está llamando a su puerta, y a la del Gobierno Vasco, para implicarles económicamente en la reforma del Principal. ¿Cuál es su disposición?

-Sabemos que están elaborando un proyecto de reforma de una infraestructura cultural que es clave en Vitoria-Gasteiz, pero vamos a esperar para ver qué es lo que se plantea desde el Ayuntamiento. En todo caso, ese proyecto tiene que ir ligado a mejorar la oferta de la programación cultural. Es una infraestructura muy querida. Yo, por ejemplo, pertenezco al patronato de la Orquesta de Euskadi y hace unos meses nos enseñaron una encuesta de satisfacción del público. Llamaba la atención que el grado de satisfacción en Gasteiz con el teatro era muy elevado, por la ubicación, el acceso... Vamos a ver si con ese proyecto podemos mejorarlo en la medida que podamos y junto a eso, también mejorar la programación.

Hay otro proyecto municipal sobre la mesa, que es el centro dedicado a Alberto Schommer, y hay quien se pregunta cuál es la razón para que no se afronte una apuesta más global desde el punto de vista institucional, teniendo en cuenta, por ejemplo, la trayectoria de la sala Amárica, de titularidad foral.

-Estamos pensando en global, yo sí lo creo. El proyecto que se está planteando es para albergar los fondos de Alberto Schommer y eso da mucha fuerza y complementa lo que la sala Amárica está haciendo y hará. En este momento, la sala Amárica es un referente a nivel del País Vasco y estatal en muestras de fotografía contemporánea. Pero vamos a dar un salto más. De la mano de la Sociedad Fotográfica Alavesa, vamos a pasar de la feria Viphoto a un Viphoto Fest, a un festival en el que otros espacios de Vitoria -y, tal vez, del territorio-, van a acoger a la vez exposiciones, conferencias, talleres... Es una propuesta muy interesante que ha venido de la Sociedad Fotográfica Alavesa y que va a dar todavía más valor si cabe a la sala Amárica.

Esta legislatura ha supuesto levantar el veto a la compra de obras de arte para los museos forales, el regreso a la gratuidad... mientras las cifras de asistencia crecen. ¿Qué más pasos hay que dar?

-El Servicio de Museos y Arqueología está trabajando en nuevas claves y eso se nota. A nivel interno, hemos abordado un proceso de reflexión para elaborar un plan de acción. Las visitas han mejorado por muchos factores, los que mencionas, pero también los cambios de horario, la programación que se ofrece... Pero nos falta una pata muy importante, la comunicativa. Es necesario abordar una web y unas campañas de comunicación que visibilicen mejor nuestros museos. El reto en los meses de esta legislatura es abordar esa mejora en la comunicación de nuestros museos.

Más allá de Gasteiz, uno de los grandes objetivos que se buscada con el Plan Estratégico era generar una red real de actuación en todo el territorio. ¿Pero no sigue quedando demasiado por hacer más allá de la capital?

-El eje del equilibrio territorial es transversal a todas nuestras políticas. En ese sentido, tenemos la suerte de contar en todas las cuadrillas con técnicos y técnicas de cultura muy activos. Nos están haciendo propuestas de manera continua y en estas últimas semanas hemos estado valorando con ellos y ellas la programación normal que hace Diputación para conocer su opinión, para ver si esa oferta es adecuada a cada cuadrilla. Eso nos va a servir para revisar, mejorar y adaptar esa programación. Todo lo que se programa desde el departamento se propone con la voluntad de extenderlo por el territorio. Evidentemente, hay acciones que son más fáciles de llevar que otras. Y tenemos un déficit en infraestructuras culturales muy importante que nos limita. Pero somos ambiciosos y tenemos que ir a más.

Si tras las urnas hay otra persona en este puesto le pediría...

-Que siga escuchando a todo el sector cultural y creativo, al deportivo, a las asociaciones del euskera... Escuchar. He llegado a la conclusión de que piden lo posible. Han pasado los tiempos en los que se pedía lo imposible. El sentido común y la interlocución directa han permitido que haya un grado de confianza a partir del cual el sector plantea propuestas que son posibles, no exigencias imposibles.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Álava se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    Más sobre ¡Qué mundo!

    ir a ¡Qué mundo! »

    • Avda. Gasteiz 22 bis 1ª Oficina 13 Vitoria - Gasteiz
    • Tel 945 163 100, Fax Administración 945 154 344, Fax Redacción 945 154 346

    • Oficina Comercial: Calle Portal del Rey 24 (Esquina calle Paz), Tel 945 201000, oficinacomercial@noticiasdealava.eus