Diario de AlavaDiario de Noticias de Alava. Noticias de última hora locales, nacionales, e internacionales.

Saltar al Contenido

Períodico de Diario de Noticias de Alava
templo religioso más grande del País Vasco

Un patrimonio a descubrir y valorar

La Co-Catedral María Inmaculada, Madre de la Iglesia, apuesta por abrirse más a la sociedad

Un reportaje de C.G.. Fotografía Pilar Barco - Viernes, 9 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:04h

Imagen de la capilla dedicada a Álava en la Catedral Nueva.

Imagen de la capilla dedicada a Álava en la Catedral Nueva.

Galería Noticia

Imagen de la capilla dedicada a Álava en la Catedral Nueva.

Es el templo religioso más grande del País Vasco. Aún así, como reconoce la delegada de patrimonio histórico artístico y documental de la Diócesis de Vitoria, Susana Aréchaga, “a veces parece un gigante que se ha vuelto invisible”. Pero la Co-Catedral María Inmaculada, Madre de la Iglesia, no para de dar pasos hacia adelante para darle la vuelta por completo a esa situación, tanto en lo que respecta al uso litúrgico como en lo que se refiere a la puesta en valor y difusión de sus bienes artísticos. A ello contribuye, por supuesto, el Museo Diocesano de Arte Sacro. O los programas de visitas guiadas que se pusieron en marcha hace dos veranos y que se han ampliado a las jornadas en torno al día de la Inmaculada. O...

A consecuencia del Concordato de 1851, diez años después se erigió una Diócesis de Vitoria que aglutinaba no sólo al territorio alavés, sino también a las provincias de Bizkaia y Gipuzkoa. En el 63, la antigua colegiata de Santa María fue consagrada como catedral, pero ya en ese momento se empezó a pensar en la posibilidad de construir una nueva que estuviera a la altura, un proyecto que empezó a hacerse realidad en 1907 con la colocación de la primera piedra bajo el impulso del obispo Cadena y Eleta. “Incluso la gente de Vitoria se queda muchas veces ojiplática cuando les explicas las razones por las que el edificio es tan grande”, sonríe el párroco Unai Ibáñez (vicario Episcopal de la zona urbana Centro, Oeste y Norte de Gasteiz), aunque siendo consciente de que la idea inicial abarcaba un complejo de mayores dimensiones.

El proyecto iba a costar 5 millones de pesetas de la época (para 1913 ya se habían gastado 7) y tenía que estar terminado diez años después (la tercera y última fase concluyó en 1973, es decir, 66 años después del arranque de los trabajos). Esa historia de parones y arranques, las modificaciones en la idea general, la sensación permanente de edificio inacabado, el cierre, salvo en el caso de la cripta, para su uso religioso... han sido algunas de las piedras que se han ido sumando a lo largo del tiempo para dejar a la llamada Catedral Nueva en una sombra.

Además de abrir sus puertas más al culto, el templo puso en marcha hace dos años un programa de visitas guiadas que ha sido un éxito en los dos veranos que se ha llevado a cabo. Tanto que, de hecho, se ha realizado un recorrido de invierno en torno al día de la Inmaculada, también pensado para personas con problemas de movilidad. De esta forma, se trabaja con dos propuestas que van a tener continuidad en el futuro. Con todo, no se descartan nuevos modelos, todo lo contrario. “El problema es que no ha habido ningún estudio de historia del arte ni general ni específico sobre este edificio”, más allá del trabajo realizado en su momento por realizado por Alberto González de Langarica y editado por la Diputación alavesa. “Por lo menos es una guía. Pero faltan trabajos específicos sobre la escultura, las vidrieras... Necesitamos esos elementos puesto que nuestros planes son de apertura de la Catedral tanto en lo litúrgico como en lo que se refiere al patrimonio cultural, que es también de esta ciudad pero en eso estamos”, remarca Aréchaga.

Al mismo tiempo, resalta que “este edificio tiene la ventaja de ser, además, sede del Museo Diocesano de Arte Sacro, que cuenta con obras muy buenas, pudiéndose ver la evolución plástica de las ideas religiosas desde los orígenes del cristianismo en nuestro territorio”, más allá de que “se nos está quedado pequeño y estamos utilizando también la girola”, una invasión, por así decirlo, con la que Ibáñez no tiene problema de cara al desarrollo fundamental de la actividad del templo. “Nos arreglamos bien, todos somos de casa”, sonríe.

Lo hace mientras observa uno de los bienes patrimoniales más interesantes del edificio, sus vidrieras. Las más antiguas (tienen más de un siglo) y las primeras en colocarse, son las 21 que se encuentran en la cripta. Están hechas por la casa Maumejean Hermanos, de donde también salieron las que se colocan en la girola. Éstas llegaron a Vitoria en 1913 pero como en 1914 se pararon las obras, se guardaron y estuvieron 57 años. En ellas se puede ver, entre otras representaciones, las imágenes creadas para las cuatro capillas destinadas a Araba, Bizkaia, Gipuzkoa y, aunque nunca ha pertenecido a la Diócesis de Vitoria, Navarra.

Es en el espacio destinado al territorio alavés donde se encuentra, en paralelo a la Virgen de Estíbaliz y flanqueando a San Prudencio, la representación de la Virgen Blanca, imagen cuya reproducción podrán conseguir los lectores de DIARIO DE NOTICIAS DE ÁLAVA a partir de este domingo, que será cuando se publique la cartilla necesaria para poder llevar a cabo la promoción.

“Es casualidad, pero estas vidrieras se inauguraron el 4 de agosto de 1957”, apunta Aréchaga, quien recuerda que el templo también cuenta con estos elementos tanto en el presbiterio como en otras zonas (en este caso, con dibujos pensados para dejar pasar la luz), llevados a cabo por Vidrieras de Arte SA. “La imagen ha sido, es y será fundamental para la religión”, también en un edificio construido a lo largo de gran parte del siglo XX.

Estas y otras referencias patrimoniales conforman el valor de la Co-Catedral María Inmaculada, Madre de la Iglesia, un templo que quiere seguir abriéndose tanto a la ciudad que rodea sus paredes como a quienes la visitan cada año.

COMENTARIOS:Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es el único responsable de sus comentarios.
  • Noticias de Álava se reserva el derecho a eliminarlos.

Últimas Noticias Multimedia

    Más sobre ¡Qué mundo!

    ir a ¡Qué mundo! »

    • Avda. Gasteiz 22 bis 1ª Oficina 13 Vitoria - Gasteiz
    • Tel 945 163 100, Fax Administración 945 154 344, Fax Redacción 945 154 346

    • Oficina Comercial: Calle Portal del Rey 24 (Esquina calle Paz), Tel 945 201000, oficinacomercial@noticiasdealava.eus